Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/16/2015 10:00:00 PM

Del móvil a la TV

Han sido dos décadas de vertiginoso crecimiento. Hoy Claro tiene más del 50 por ciento del mercado celular y es líder en televisión por suscripción.

EL ORIGEN DE LA EMPRESA Claro se remonta a 1994, cuando nace la compañía Comunicación Celular (Comcel), tras obtener la licencia para operar la telefonía móvil en Colombia en la zona oriental. Sus socios iniciales fueron mayoritariamente locales con la ETB y la desaparecida Telecom, pero desde un comienzo Comcel recibió asesoría de expertos canadienses, específicamente de Bell Canada, multinacional que se convertiría pronto en el principal accionista.

Desde que empezó a operar, la compañía fue pionera en servicios y productos. En 1997 lanzó la tarjeta Amigo que se constituyó en la primera para hacer llamadas bajo la modalidad de prepago, con lo cual se popularizó el uso de los celulares.

Con el potencial de crecimiento de la telefonía celular en Colombia, comenzó un periodo de fuerte reacomodo de los operadores, buscando participar más en el mercado que había nacido con distribución regional.

Es así como el 28 de septiembre de 1998, Comcel adquirió a Occel cuyo principal accionista era Empresas Públicas de Medellín (EPM). Con ella se incorporó al occidente del país y llevó a esa zona los planes que ofrecía para el oriente colombiano, así como también tarifas y la tarjeta Amigo. De paso, sumó a su base de clientes –que arrancó en 75.000 abonados- otros 110.000.

El nuevo siglo trajo grandes novedades para Comcel. En noviembre de 2000, se produjo un trascendental cambio en la propiedad de la compañía, pues se convirtieron en sus principales accionistas las empresas América Móvil de México (de Carlos Slim) y Southwestern Bell Communications (SBC) de Estados Unidos.

En febrero de 2003, Comcel adquirió a Celcaribe, empresa de telefonía que cubría los siete departamentos de la costa Atlántica (Atlántico, Bolívar, Magdalena, Cesar, Sucre, Córdoba y La Guajira) y siguió ganando abonados y lanzando nuevos productos y servicios. En ese mismo año, lanzó la tecnología GSM y en 2008 la red 3.5G que permite ofrecer el servicio de internet móvil de alta velocidad y videollamada.

En 2012 se produjo otro de los grandes hitos de la compañía cuando nació la marca Claro Colombia que unificó en un solo paraguas a Comcel y Telmex, con lo cual comenzó a ofrecer servicios cuatro play (telefonía fija y móvil, internet y televisión). Telmex estaba en Colombia desde 1994 como proveedor de telecomunicaciones para las grandes empresas y en 2006 se masificó cuando adquiere TV Cable y llega a los hogares.

Hoy Claro tiene el 56 por ciento del mercado de la telefonía celular (cerca de 30 millones de usuarios) y alrededor del 50 por ciento de la televisión por suscripción. Esta posición de dominio ha sido objeto de toda clase de críticas de sus competidores y analistas del sector que ha llevado a que la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) tome medidas para reducir esta concentración y fomentar la competencia.

Para Juan Carlos Archila, presidente de Claro Colombia, la compañía ha logrado llegar al liderazgo gracias a las cuantiosas inversiones realizadas en los últimos años, que superan los 12.000 millones de dólares. La red de fibra óptica de 95.000 kilómetros y las más de 7.000 antenas que tienen por todo el territorio nacional les permite llegar a los sitios más remotos.

Claro tiene su propio canal de televisión y, además, acaba de lanzar una plataforma online con más de 30.000 títulos entre películas, series, y documentales. “Estamos en el primer lugar porque siempre estamos a la vanguardia”, afirma Archila.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.