Se salvó la accidentada reforma a la salud

Nación

Corte Constitucional salvaguardó la reforma a la salud. Foto: Archivo SEMANA
La sanción tardía de la normativa, por parte de la Presidencia de la República, la puso a tambalear.
Por: Semana.com07/10/2015 16:47:00
Los temores por la eventual caída de la reforma a la salud quedaron disipados. Pese a las demoras del presidente en sancionarla, la Corte Constitucional salvaguardó la normativa.

De hecho, la Sala Plena ya la había dado su visto bueno a la mayor parte del proyecto de ley estatutaria, una norma que, como todas las de su tipo, tiene control automático por parte del tribunal constitucional.

El problema para el articulado, una de las reformas bandera de la administración Santos, es que, un vez la Corte dio su veredicto, se produjo una inusitada demora para que los mandatos allí consagrados entraran en vigencia.

El senador del Polo Democrático Jorge Robledo fue el primero en poner el dedo en la llaga. El presidente Juan Manuel Santos se había tomado mucho más de los 20 días que, en condiciones normales, son suficientes para la sanción de las leyes estatutarias.

No faltó quien no considerara esa probable omisión como un pretexto para tumbar la reforma. Así, se interpuso una demanda ante la Corte Constitucional con ese mismo propósito.

En parte, la Procuraduría estuvo de acuerdo en que el trámite de sanción de la ley estuvo lleno de irregularidades. Aunque no pidió que se declarara inconstitucional, sí le sugirió al tribunal constitucional que estableciera la adopción de un nuevo examen que le permitiera impedir que reformas de tanta trascendencia para la sociedad tardaran meses en entrar a operar.

Para el Ministerio Público, era inoficioso que las reformas estatutarias tuvieran que volver al Congreso para iniciar un interminable trámite, como ocurrió en este caso, a pesar de tratarse de un proyecto de redirección de un sistema tan crítico y colapsado como la salud.

La Corte, sin embargo, consideró que el presidente actuó dentro de los términos legales. Pese a la intensidad del debate que se surtió dentro de la Sala Plena, los magistrados encontraron que no había razones valederas para que las entidades de salud dejaran de tener las responsabilidades que les fueron otorgadas luego de esta transformación normativa.

LO MÁS VISTO