La preocupante demora de las ternas para la Corte Constitucional

La preocupante demora de las ternas para la Corte Constitucional Foto: Archivo SEMANA

La coalición Elección Visible le pide al alto tribunal que no dilate más el envío de ternas para ese Alto Tribunal. El presidente podría enviar sus nombres esta semana.

La elección de nuevos magistrados en la Corte Constitucional tiene a casi todos los estamentos del poder muy pendientes. El alto tribunal tendrá en sus manos no sólo las decisiones estructurales del proceso de paz, sino la definición de debates clave sobre las libertades de los colombianos así como el futuro de la economía. Por eso, la tardanza en definir quiénes serán los reemplazos de los cuatro magistrados que terminan su período ha encendido las alarmas.

Así lo hizo saber la coalición Elección Visible, que agrupa un gran número de organizaciones sociales en la búsqueda de que exista transparencia en el nombramiento de los altos cargos públicos. Mediante un comunicado, la coalición hizo un llamado de atención a la Corte Suprema de Justicia por la demora en enviar las ternas para reemplazar a los magistrados Jorge Iván Palacios y Luis Ernesto Vargas, quienes ya culminaron sus períodos.

Desde hace seis meses la Corte Suprema ha estado deliberando para escoger quiénes formarán esas ternas, pero no ha logrado un consenso. Respecto a esta tardanza, Elección Visible hizo énfasis en la importancia de que la elección de los togados se haga pronto: “(…) reitera su llamado para que la Corte Suprema de Justicia cumpla cuanto antes con su función constitucional de elaborar las ternas, pues la importancia y sensibilidad de estos temas no se compadece con el hecho de que su revisión se realice por magistrados encargados, que si bien pueden contar con toda la experiencia, compromiso y formación, no fueron elegidos de conformidad con el procedimiento previsto en la Constitución, en el que se prevé la intervención de un órgano democrático, como lo es el Senado de la República".

El problema es que en la Corte Suprema es difícil hoy lograr un consenso. Algunos de sus miembros están divididos por cuenta de los Acuerdos de Paz, pues sienten que el alto tribunal fue relegado en la nueva Jurisdicción Especial para la Paz. El distanciamiento entre los magistrados es tal, que no han sido siquiera capaces de lograr un consenso en la elección del presidente de la corporación después de la salida de Margarita Cabello.

En abril también se terminan los períodos de Jorge Pretelt y María Victoria Calle. En este momento, como Pretelt está suspendido, está a cargo de ese despacho el magistrado Aquiles Arrieta.

La Casa de Nariño tiene la responsabilidad de enviar las ternas de ese reemplazo. Para eso, la Presidencia abrió una convocatoria pública el pasado 2 de marzo. Quince días después, se hizo pública la lista de los 88 aspirantes a ocupar las vacantes. De ese grupo han sonado la exsecretaria jurídica Cristina Pardo, las profesoras de los Andes Isabel Cristina Jaramillo y Julieta Lemaitre, los ex superintendentes Luis Fernando López y Luis Fernando Uribe, el exmagistrado Néstor Osuna y Aquiles Arrieta y el profesor Juan Ramón Martínez.

¿Quiénes se lanzaron?

Elección Visible hizo un análisis sobre los candidatos postulados para las ternas de la Casa de Nariño. El 65 % son egresados de las facultades de derecho de las siguientes universidades: Rosario, Andes, Externado, Libre, Nacional y Santo Tomás. Además, en lo referente a la formación académica sólo siete cuentan únicamente con el título pregrado y el resto tiene una especialización, maestría y/o doctorado.

Según la última reforma de Equilibrio de Poderes, es importante que en la conformación de la Corte se busque la diversidad de conocimientos entre sus miembros. Según Elección Visible, aproximadamente el 80 % son expertos materia penal, laboral, civil, constitucional o administrativo. Además, han ejercido su profesión en diferentes sectores como el litigio, la consultoría e incluso, en el mismo poder judicial.

Un punto a considerar es que en la actual Corte Constitucional, sólo dos de los nueve magistrados eran mujeres y que en la lista de aspirantes de la Presidencia, la mayoría de los candidatos son hombres. Tan solo decidieron inscribirse 15 mujeres, equivalente al 17 % de los aspirantes, y sobresale que una tercera parte de estas juristas se dedican a la docencia universitaria. Se sabe que Santos está pensando en lanzar una terna de sólo mujeres liderada por su exsecretaria jurídica Cristina Pardo.