Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 1998/07/20 00:00

AFORTUNADAMENTE CEDIERON

AFORTUNADAMENTE CEDIERON

Su comentario sobre lo que ocurrió en El Campín durante el partido Santafé-Millonarios (SEMANA #836, página 51) merece estas observaciones:
1º Afortunadamente las barandas de la tribuna norte cedieron porque si hubieran resistido la presión de nuestras 'barras bravas', seguramente estuviéramos lamentando muertes y heridos de verdad graves. Entiendo que solo hubo contusos pues los 49 que usted habla salieron de los hospitales pocas horas después de haber entrado.
2º La prueba de que las fallas no son del escenario sino del público está en el hecho que pocos días después del partido citado se realizó el concierto de Vicente Fernández con 40.000 asistentes (en el partido solo hubo 20.000 espectadores) y no ocurrió absolutamente nada anormal.
3º Si hay responsabilidad de la firma que administra El Campín también debe haberla, y es inclusive mayor, del Distrito y la Alcaldía que ejercen la interventoría del contrato respectivo.
Guillermo Cardozo
Bogotá

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.