Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/8/2014 12:00:00 AM

Cartas

Por más que los candidatos sean buenos, la reelección es una mala idea. Pepe Renjifo.

Años de esclavitud

Excelente y preocupantemente reveladora resultó la entrevista de la periodista María Jimena Duzán con el abogado Ray Chapurri, director de Chao Racismo, que busca la erradicación de prácticas raciales y discriminatorias. (SEMANA n.° 1661)

La señora Duzán logra plasmar a través de esta valiosa entrevista una conocida realidad nacional: los afrocolombianos no tienen la cabida que merecen  en los programas sociales y económicos  de los gobiernos de turno. 

Guardando las proporciones, el abogado Chapurri nos acercó en algunos apartes de su reportaje a la película ganadora del premio Oscar: 12 años de esclavitud.  

Mario Patiño Morris
Bogotá

Los descendientes 

En la sección Confidenciales de la edición n.° 1661 de SEMANA, fueron publicadas dos notas acerca de los troncos familiares de las decimonónicas hermanas Bernardina y Nicolasa Ibáñez.  Es cierto que descendientes suyos son personajes destacados de la nación, como el pintor Luis Caballero, los escritores Andrés Holguín y Antonio Caballero y el clavicembalista Rafael Puyana.  También está claro que de doña Bernardina era bisnieta la exprimera dama María Michelsen de López y que, por tanto, de ella vienen el expresidente Alfonso López Michelsen, los exministros Alfonso López Caballero y María Mercedes Cuéllar y todos los demás descendientes ilustres del expresidente Alfonso López Pumarejo. Sin embargo, no es pertinente que la candidata presidencial  Clara López Obregón esté incluida en la lista publicada por la revista, ya que ella es nieta no de Alfonso, sino de Eduardo López Pumarejo. 
   
Tampoco acierta la revista cuando publica que el presidente Juan Manuel Santos y los expresidentes Jorge Holguín Mallarino, Carlos Holguín Mallarino y Roberto Urdaneta Arbeláez descienden de las famosas Ibáñez.  Ninguno de ellos lleva sus genes.  Sin embargo, las esposas de los dos últimos, Margarita Caro Tobar y Clemencia Holguín y Caro, sí eran, respectivamente, nieta y bisnieta de doña Nicolasa Ibáñez y hermana y sobrina del expresidente Miguel Antonio Caro, el cual, como la revista afirma, sí lleva en sus venas la sangre de las Ibáñez.  

Y en cuanto a la canciller María Ángela Holguín, incluida en la lista que publica la revista, tampoco es descendiente de las damas que nos ocupan.  No puede serlo ya que, como decíamos anteriormente, su bisabuelo, el presidente Jorge Holguín, no descendía de las mencionadas progenitoras (su único parentesco con ellas era a través de su cuñada, Margarita Caro de Holguín). 

Sergio Esteban Vélez, genealogista
Bogotá

Colombia impune

Pregunto:¿Qué papel administrativo desempeña el ministro de Defensa Nacional, si son los generales de la república quienes desde las comandancias asignan y controlan el elevado presupuesto destinado a la defensa nacional?  

¿Cómo es posible que mandos medios militares, algunos presos en las confortables instalaciones militares como el llamado ‘Tolemaida Resort’ puedan tener tanta injerencia en la asignación de los contratos para la compra de insumos, armas, aviones y estructuras que la fuerza pública requiere para la operatividad y la logística del aparato militar?.

Pareciera que la figura civil del ministro de Defensa sirviera solo para destituir  generales cuando los escándalos de corrupción en la cúpula militar hacen crisis.

En Colombia los escándalos de corrupción son cíclicos y repetitivos, pero no van más allá de la denuncia  de algunos medios periodísticos, especialmente de la revista SEMANA. Este semanario, se ha convertido en el único medio de comunicación capaz de develar la corrupción generalizada  que hoy invade al Estado en lo público y privado. El equipo de periodistas de SEMANA está cumpliendo y supliendo las deficiencias en las funciones de los organismos de investigación y control del Estado, incapaces o timoratos  en la investigación y la comunicación a la opinión pública.

Cada vez que la revista  SEMANA  denuncia delitos en el sector público o privado del Estado, la Fiscalía se apresura a informar que tales delitos venían ya siendo investigados con varios meses de anterioridad. Algo similar suele ocurrir con la Contraloría cuyas funciones se han centrado en librar una pelea personal  con la Fiscalía, sin que haya avances en las supuestas investigaciones y menos, sanciones para los responsables de las mismas.

Y qué decir de la degradada  e inoperante Comisión de Investigaciones (absoluciones) de la Cámara de Representantes; allí reposan archivadas decenas de denuncias sustentadas contra altos dignatarios del Estado, encubiertos bajo el flamante título de ‘aforados’, más bien ‘inmunizados’ ante la Justicia como sucede con el expresidente Álvaro Uribe Vélez y otros personajes del Estado y la Nación.

Recordemos los más recientes sucesos denunciados por SEMANA: El caso de la Iglesia Ministerial de Jesucristo Internacional y su brazo político, el Partido Mira, el presunto homicidio cometido por la señora María Luisa Piraquive, la discriminación social, el enriquecimiento ilícito, el lavado de activos; un despliegue periodístico inusitado en torno a la multinacional religiosa más importante de Colombia. Hoy en vísperas electorales, absoluto silencio sobre el caso.

Las ‘chuzadas’ desde el restaurante fachada Andrómeda. El Ejército espiaba las conversaciones de los negociadores de paz en La Habana. El día de la denuncia vimos al presidente Santos  furioso declarando ilegal  y delito lo sucedido, ordenando investigar hasta las últimas consecuencias lo acontecido en Andrómeda; al día siguiente el presidente declaraba ‘legal’ la sede de espionaje del Ejército en Andrómeda.

Días después, SEMANA conmociona la Nación al denunciar la corrupción en el generalato del Ejército Nacional, revelando las conversaciones telefónicas  que comprometen a mandos militares en la forma irregular como asignaban los contratos multimillonarios del Ejército sin el debido proceso administrativo, favoreciendo intereses personales con beneficios económicos a militares y civiles. Tan grave fue la denuncia que el presidente Santos y el ministro Juan Carlos Pinzón, casi con llanto en los ojos  llamó a calificar servicio a varios generales; la reelección presidencial estaba corriendo grave peligro si no se adoptaba esta medida.

Sobre este caso, igual que los anteriores, nada se ha vuelto  a saber. Seguramente varias embajadas están esperando a los generales  relevados, pero con posterioridad al proceso electoral.

Jorge Eliécer Cardona Restrepo.
Filandia
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.