Jueves, 2 de octubre de 2014

| 2013/02/16 00:00

Cartas

"La boda de la hija del Procurador era un hecho político, y ustedes lo vieron", Ernesto Caballero, Barranquilla.

Cartas

Confianza en las instituciones


Cuando la revista de opinión más importante del país tiene como titular de portada ‘Nunca en la historia un procurador había tenido tanta influencia’, (edición n°. 1606) la boda de su hija es reseñada en cuanto periódico, revista o portal web existe y a ella asisten magistrados, ministros, congresistas, directores de medios y la élite del poder, las cosas no están bien para un país donde los ciudadanos comunes y silvestres perdemos cada día más la confianza en nuestras instituciones.

Natalia Soto C.

La Ceja 

Como un hijo


Con relación a la entrevista al expresidente Betancur, en la edición n°. 1606, quiero hacer una pequeña precisión. El expresidente menciona que cuando trabajó en la revista SEMANA, el subdirector era “Eddy Torres, un paisa hijo de María Cano”. Ahora bien, de acuerdo con la información transmitida por mi abuelo Jairo Cano Echandía y su hermana, Estela Cano Echandía, sobrinos de María Cano, ella no tuvo hijos. Tal vez el expresidente Betancur se refería más bien a que Eddy Torres fue como un hijo para María Cano, ya que en la casa de las tres hermanas Cano vivió el señor Ignacio Torres, quien llevó a Eddy cuando Este era muy pequeño y lo acogieron con gran cariño en este hogar. 

Adicionalmente, quiero añadir que tras la pregunta acerca del número de veces que fue candidato a la Presidencia, parece que el expresidente Betancur, olvidó una muy importante: la del 19 de marzo de 1970, que dio fin al Frente Nacional. Tengo entendido que los candidatos de ese año fueron Gustavo Rojas Pinilla, Belisario Betancur, Evaristo Sourdis, Rafael Corredor y Misael Pastrana Borrero, quien resultó elegido. De hecho, estas elecciones han sido una de las más cuestionadas del país, ya que en la noche del 19 de abril iba ganando el general Rojas Pinilla y el lunes ya había sido derrotado por Misael Pastrana, lo cual resultó muy sospecho y fue uno de las motivaciones para que naciera el Movimiento 19 de abril (M-19). 

Amalia María Cano Castaño

Santa Marta


Dudosa longevidad


El expresidente Belisario Betancur afirma, en la entrevista concedida a SEMANA  en la edición n°. 1606:“… le voy a hacer una confesión, no cumplo 90, sino 88; lo que pasa es que le dije a Dalita que un hombre de 88 años es un vejestorio, y que de 90 es mucho más respetable”. Esta confidencia contrasta con el titular de la página social, en la misma edición: ¡Felices 90!. 

Si bien es cierto que el 4 de febrero B. B. celebró su cumpleaños, nos deja a los colombianos la duda si nació en 1925 o en 1923, y de la verdadera motivación que tuvo para cambiarse la edad. 

Es vox pópuli que, siendo muy joven –por su alto coeficiente intelectual, y en complicidad con algún jerarca de la Iglesia–, se aumentó la edad para comenzar su actividad política y acceder a cargos de elección popular.

J. Óscar Gil. G. 

Cali 


A favor de los desplazados


En relación con el análisis realizado a la gestión del presidente Correa, (SEMANA n°. 1606)  quisiera agregar que, a propósito de asuntos que nos atañen como colombianos, la política de puertas abiertas para los desplazados internos de Colombia impulsada por Correa (inclusive en tiempos de Uribe), le ha permitido a más de 50.000 de nuestros compatriotas recibir refugio y protección legal en el país vecino. El Acnur y distintas organizaciones humanitarias han reconocido la labor de la República de Ecuador a favor de los desplazados colombianos.  

Muchas gracias.

Juan José Correa

Bogotá 


Lincoln y Uribe


Aunque puede haber algunos elementos similares en los movimientos clientelistas para la aprobación de la Décimo Tercera Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos y los que se dieron en el caso colombiano para la reelección de Uribe, como lo sugiere el artículo ‘Lincoln, el clientelista’ aparecido en la edición n°. 1605, hay una diferencia abismal entre “el hombre más puro que ha producido ese país” y el señor Uribe. El legado de Lincoln fue la abolición de la esclavitud, ¿el de Uribe cuál fue? El manejo de la DNE; las chuzadas; reuniones que esperaba fueran secretas en la Casa de Nariño con paramilitares para conspirar contra la Corte Suprema que estaba llevando a la cárcel a los parlamentarios que apoyados por los paramilitares le pusieron votos para su elección, incluido su primo; la aberrante práctica de los falsos positivos; su capacidad para nombrar funcionarios públicos de calidades morales como el exdirector del extinto DAS, el señor Noguera; sus peleas constantes con las cortes; su célebre frase a los congresistas parapolíticos pidiendo que le votaran sus proyectos de ley  antes de que los metan a la carcel. En fin, por fortuna la Corte Constitucional nos libró de un tercer periodo presidencial del señor Uribe, que hubiera sido nefasto para la maltrecha democracia colombiana. 

Marco Tulio Rodríguez G.

Bogotá

 

¿La Paz esté con nosotros?


SEMANA, como muestra de su altruismo a la hora instruir las percepciones del pueblo colombiano durante siete ediciones nos ha demostrado la diversidad de manifestaciones de este proceso de paz.

 “La paz permanente no requiere guerra perpetua”,  decía el presidente de Estados Unidos, Barack Obama. Y ya son más de 40 años en guerra, no me gusta recordar los años exactos porque como joven me sumo en la tristeza al  pensar que ninguna generación de colombianos ha gozado de una paz duradera. La paz ha sido lo más ignoto que ninguno colombiano en nuestra calidad de aventureros ha podido descubrir en los sucesos del pasado o en los del presente, que aún se avizoran guerreristas.

Los insurgentes que se encuentran en la mesa de diálogo han dirigido una gran cantidad de vejámenes contra nuestra población civil y militar. Solo la moral y el corazón de este pueblo colombiano le indicarán si puede conceder el perdón y el olvido. 

Soñar no cuesta nada, y como joven de este país tan hermoso y biodiverso sueño con el día que por las redes sociales, y la edición extra de SEMANA, me demuestren que está efímera ilusión algún  día se convirtió en realidad. Y que al firmarse la paz deje de retumbar el sonido de las balas y  las granadas. Es menester recordar lo sucedido en la escuela de Balsillas, Caquetá. Por la simple mecánica de este conflicto, 60 estudiantes se quedaron sin un lugar donde desarrollar su actividad académica y cultural. Solo el tiempo dirá si la paz estará con nosotros, o si se ocultará como el ocaso del  sol al atardecer.

Javier Leonardo Rodríguez Sánchez

San José de Cúcuta 

Voz de alerta


Como trabajador y empresario del sector textil me parece muy acertado el artículo ‘El drama de los textileros’ publicado en la edición n°.1604. Más que un artículo informativo me pareció una voz de alerta y un grito que el sector textil hace al pueblo colombiano para que apoye la producción nacional. Igualmente es un llamado de alerta a que las asociaciones de empresarios textiles, como el caso de Inexmoda, hagan una campaña publicitaria donde se invite a los colombianos a apoyar de forma afectiva y efectiva el producto nacional. En este momento de invasión del mercado chino necesitamos una unión fuerte para prevenir la caída de miles de trabajos en el sector textil por el enriquecimiento de unos cuantos comerciantes.

Jesús David Sáenz

Medellín

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×