Martes, 25 de noviembre de 2014

| 2013/06/01 00:00

Cartas

"A juzgar por la entrevista, el camino de la paz está lleno de baches", Jorge Suárez C., Cali.

Cartas

¿Demasiado bueno?

De la sonada entrevista realizada por María Jimena Duzán a Pablo Catatumbo, (SEMANA n.° 1621) se concluye que al parecer Juan Manuel Santos está adelantando de manera soterrada una campaña electoral similar a la realizada por Andrés Pastrana, utilizando para sus propósitos a las Farc, en lo cual el grupo insurgente le está siguiendo el juego. También se concluye que a los rebeldes no les interesa en lo más mínimo resolver un asunto tan complicado y tan viejo, al punto que permiten recordar a Belisario Betancur cuando dijo que no puede pretenderse desovillar en cuestión de semanas algo a lo que le tomó varios años en ovillarse, de lo que se infiere la búsqueda de una reeleción presidencial y de quién sabe cuántas más.

También es interesante ver que la entrevistadora no le haya preguntado a Catatumbo por qué ahora creen en el gobierno, si está demostrado históricamente que los rebeldes desmovilizados han sido víctimas de la persecución estatal y de grupos oscuros. También llama fuertemente la atención que las Farc vean ahora con buenos ojos a quien en el gobierno anterior fuera ministro de Defensa y adalid de los duros golpes contra la subversión, pretendiendo mostrarlo como la solución al conflicto. Pero tal vez lo más llamativo es que el gobierno de Estados Unidos haya dado su aprobación al proceso de La Habana, y que públicamente se refieran a este como bien diseñado y aplicado. Es demasiado bueno para ser verdad, ¿no creen?

Gabriel Armando González García

Villavicencio

 

Fiebre reeleccionista

La fiebre reeleccionista (SEMANA n.° 1620) es cada día más fuerte en América Latina, con tendencia predominante en países con debilidad constitucional, lo cual es muy peligroso. La reelección inmediata tiene grandes desventajas para los otros candidatos, pues el presidente tiene la maquinaria y las locomotoras encendidas y bien aceitadas con los recursos del Estado. 

Simón Bolívar decía: “Nada hay tan peligroso como dejar permanecer largo tiempo a un mismo ciudadano en el poder. El pueblo se acostumbra a obedecerlo y el se acostumbra mandarlo, de donde se origina la usurpación y la tiranía”.

Bernard Shaw dijo: “Los políticos y los pañales se han de cambiar a menudo y por los mismos motivos”. Pero son los electores quienes en últimas premian o castigan a los que están o han ejercido él poder. El constituyente primario tiene la última palabra.

Danilo Yepes Recalde

Pasto


De Eduardo Cifuentes

En la edición n.° 1620 de SEMANA, en la sección Confidenciales, se afirma que Eduardo Cifuentes podría ser uno de los voceros de los magistrados y congresistas “afectados por el fallo de las pensiones millonarias”. Dado que esa información carece de toda veracidad, les ruego se sirvan ordenar la correspondiente rectificación. 

Eduardo Cifuentes Muñoz

Bogotá 

Vigilantes y guardaespaldas

Muy interesante el articulo de María Jimena Duzán en su edición n.° 1620 sobre el abuso de autoridad. Me gustaría también hacer referencia a los vigilantes de las empresas privadas en los diferentes lugares donde se encuentren. Se convirtieron en el primer filtro en las entidades que visito y he podido apreciar que estoy en manos de ellos. Hacen la labor de servicio al cliente. Ejemplo de esto tenemos:

En los hospitales son los que preguntan los síntomas para ver si pasan o no. Pero, ¿saben de primeros auxilios, son enfermeros o paramédicos?

En los bancos son los encargados de entregar los diferentes soportes para las transacciones y dar información poco conveniente para uno como usuario.

En otras entidades tienen funciones de porteros, conserjes, recepcionistas y expertos en el manejo del conmutador. También revisan y reciben documentos, o entregan formatos. Están detrás del mostrador como cualquier empleado y terminan confundiéndose entre ellos.

Le pregunté a uno de ellos por qué hacen eso y me contestó que son funciones que les asignan. Entonces mi pregunta es: ¿no es abuso de autoridad por parte de sus superiores?

Porque entiendo por seguridad: “Cumplir estrictamente las órdenes de sus superiores jerárquicos, siempre que estas tengan por objeto la realización de actos de servicio”. Como por ejemplo mantener el orden y la seguridad. Como dice María Jimena Duzán “Están siendo utilizados para cumplir tareas que no les competen”.

Juan Eugenio Pérez

Pasto

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×