Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/26/1999 12:00:00 AM

DE COCA COLA DE COLOMBIA S.A.

Con todo el respeto que una revista de tanto prestigio nacional e internacional se merece, no
entendemos cómo se permite la publicación de una caricatura tan desatinada como la que aparece en la
sección de 'Vladdomanía' y que hace referencia a nuestra marca Coca-Cola. Es oportuno aclarar que
efectivamente se presentaron fallas en algunos procesos de control de calidad del sistema Coca-Cola en
Bélgica. Por una parte, un lote deficiente de C02 _la substancia que produce la carbonatación y las burbujas
en las bebidas gaseosas_ fue utilizado en la planta de Antwerp, como consecuencia de lo cual se produjo un
sabor anormal en algunos de nuestros productos. Por otra parte, un pedido de emergencia de estibas de
madera que fue entregado en la planta de Dunkirk, fue rociado en forma equivocada por parte del proveedor
con una sustancia destinada a preservar la madera, que dejó un mal olor en las latas de producto
almacenadas sobre tales estibas. Tanto la Compañía Coca-Cola como laboratorios independientes
realizaron investigaciones exhaustivas sobre los productos afectados en estas dos situaciones,
demostrando que ninguno de los dos incidentes representó un riesgo para la salud de nuestros
consumidores. No obstante, algunos consumidores manifestaron haber experimentado algunos síntomas de
malestar, probablemente resultantes del mal sabor o mal olor mencionados, lo cual llevó a que la compañía
voluntaria y preventivamente retirara una cantidad importante de producto del mercado. Ahora bien, al
relacionar directamente nuestra marca Coca-Cola con artefactos que simbolizan la muerte, como es el
caso de una calavera, ese caricaturista en forma malintencionada insinúa que los mencionados problemas
de calidad pudieron llegar a ocasionar la muerte a alguno de nuestros consumidores, lo cual es totalmente
falso.Es lamentable que una revista tan importante se preste para publicar este tipo de imágenes que,
escudadas en la supuesta independencia del caricaturista, confunden a la opinión pública y perjudican
irresponsablemente la imagen que compañías y productos con tanto esfuerzo han logrado construir.Pablo
Largacha Escallón, gerente de comunicaciones corporativasBogotáN. de la R. SEMANA tiene como norma
editorial el respeto absoluto a la independencia tanto de sus columnistas como de sus caricaturistas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1851

PORTADA

El doloroso asesinato de 81 líderes (este año)

José Jair Cortés es el más reciente de casi un centenar de líderes asesinados este año sin que el Estado pudiera evitarlo.¿Cómo parar este desangre?