Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/25/2001 12:00:00 AM

De Peñalosa para María Isabel Rueda

María Isabel: muchísimas gracias por su columna en la edición #991 de SEMANA. De verdad es muy honrosa y estimulante.

María Isabel: muchísimas gracias por su columna en la edición #991 de SEMANA. De verdad es muy honrosa y estimulante. Por varias razones no tengo ninguna intención de lanzarme ahora a la Presidencia.

La razón más importante, aunque aparentemente no es creíble, es que quiero estar con mi familia.

Por supuesto que estoy dispuesto a hacer todo lo que esté a mi alcance, todos los sacrificios que fueran necesarios, por mi país. Eso ha sido mi obsesión toda la vida.

Pero no en este instante.

He venido madurando varias ideas. No sé si serán las correctas. Pero lo cierto es que durante los últimos 40 años hemos tenido en general buenos gobernantes, excelentes ministros, y cada día estamos peor. De modo que hacer más de lo mismo, aunque fuera con gente excelente, no parece muy prometedor.

Más que sobre resolución de conflictos he estado leyendo historia de diferentes épocas y regiones del mundo. En ese contexto nuestro problema se ve relativamente pequeño y solucionable. Siempre y cuando decidamos enfrentarlo.

Muchas gracias de nuevo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.