Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2001/10/08 00:00

Que haya muchas voces

Es cierto, nadie puede negarlo, la pluralidad en la opinión ha sido cercenada por la inclemencia de la crisis económica del país y eso se ve reflejado con el artículo ‘El fin de una era’ publicado en su edición anterior.

Que haya muchas voces

Es cierto, nadie puede negarlo, la pluralidad en la opinión ha sido cercenada por la inclemencia de la crisis económica del país y eso se ve reflejado con el artículo ‘El fin de una era’ publicado en su edición anterior. El nicho periodístico de opinión más antiguo de Colombia ha sufrido un cambio que nadie en este país puede olvidar. Estamos ahora en medio de una crisis que no necesita univocidad en la información, lo que Colombia necesita es que haya muchas voces, muchos comentarios, muchas opiniones, necesitamos criterios con argumentos sólidos que creen controversia, que nos hagan pensar. El Espectador, después de 114 años de existencia, dejará de circular diariamente para empezar a hacerlo de forma semanal, eso es malo en cierta manera, sin embargo, nada puede cambiarse ahora; dicho esto, espero sean conscientes de que deben ser un semanario con identidad definida, con criterio argumentativo y que, más que todas las cosas, deben tener mucho más análisis de la realidad del país. El modo de ser de las cosas no cambia pero el espacio en el que ustedes actúan sí ha disminuido.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.