Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2002/07/19 00:00

Querido soldado:

Mi única hija, de tu edad, me conmueve y es el todo en mi vida. Gracias a tus sacrificios mi hija tendrá futuro y podrá realizar sus sueños. Cuando la abrazo pienso en ti,

Querido soldado:

Mi única hija, de tu edad, me conmueve y es el todo en mi vida. Gracias a tus sacrificios mi hija tendrá futuro y podrá realizar sus sueños. Cuando la abrazo pienso en ti, en quienes te dieron la vida y sufren tu ausencia. Tu valor lancita, tus lágrimas y tristezas serán recompensadas.

Cuando vuelvas como héroe, al lado de los tuyos, formarás un hogar y en un futuro como papá disfrutarás con orgullo lo que con tu grandeza ganamos: nuestra patria en paz, grande, respetada y libre.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.