Domingo, 22 de enero de 2017

| 2003/03/30 00:00

Querido soldado:

Querido soldado:



Como muchos de nuestros compatriotas ya nos estamos concientizando del gran sacrificio que usted hace por nosotros, quiero unirme hoy una vez más a darle las gracias de todo corazón en nombre mío y de mi mamá, que es una señora de 75 años que reza por usted y sus compañeros todos los días. Que Dios me lo proteja y le dé fuerzas todos los días para seguir luchando por este gran país.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.