Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2003/03/10 00:00

Solución a sus angustias diarias

Solución a sus angustias diarias



Debo lamentar que revista tan prestigiosa como SEMANA haya sido víctima, al igual que otras publicaciones, de la insidia de ciertos personajes caldenses que, cubiertos por la oscuridad y en su afán de abrirse espacios políticos, no escatiman procedimientos innobles para atacarme y atentar contra mi reputación.

Es un axioma que el Estado colombiano no cumple a cabalidad con sus obligaciones sociales. Más del 60 por ciento de pobreza y un desempleo del 16 ó 17 por ciento lo confirman. Hay regiones del país desamparadas e igual sucede con porcentajes amplísimos de población. Por ello, es natural que las personas apelen a los servidores públicos y en la mayoría de las ramas del poder para conseguir solución a sus angustias. Es el caso de este servidor, que si no acude a las oficinas públicas para atender estos menesteres, sí reclama de sus colaboradores atención a la presencia ciudadana, sin incurrir, como no incurre Josué Jaramillo, ni en presiones indebidas, ni en indelicadezas que impliquen beneficios distintos a la satisfacción del servicio.

Lamento que abra paso acudir a los medios para escandalizar y presionar las decisiones de la justicia. Y lamento también que funcionarios que deben ser probos, entreguen o sustraigan documentos protegidos por la reserva sumarial, para condenar ante la opinión a quienes la justicia aún no ha calificado.





¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.