Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2002/11/23 00:00

Un IVA único

En su artículo 'Dieta tributaria' edición #1.071 aceptan que "el control de la evasión es una de las mayores ventajas que ofrecía el IVA generalizado", tal como propusimos en nuestra carta del 9 de octubre.

Un IVA único

En su artículo 'Dieta tributaria' edición #1.071 aceptan que "el control de la evasión es una de las mayores ventajas que ofrecía el IVA generalizado", tal como propusimos en nuestra carta del 9 de octubre. Igualmente, aceptan que "el impacto en los precios no sería tan grande como parece, ya que el productor puede pedir que le devuelvan los impuestos que pagó al adquirir los insumos".

En la presente queremos esbozar otros argumentos sobre la conveniencia de un IVA generalizado del 8 por ciento, con pocas excepciones como vehículos que debe tener 25 por ciento y exportaciones que deben seguir siendo exentas.

1. El IVA del 16 por ciento es tan alto que estimula la evasión y le otorga una importante ventaja competitiva a las empresas evasoras. El IVA en USA es del 6 por ciento, mientras que en Argentina era del 21 por ciento y el porcentaje de evasores en Argentina supera el 50 por ciento (mientras en USA es menos del 10 por ciento), lo cual es una de las principales razones de la crisis fiscal de Argentina. Con el 16 por ciento Colombia está más cerca de Argentina y por ello no es de extrañarse que la evasión aquí sea superior al 40 por ciento.

2) Un IVA generalizado del 8 por ciento significa la misma tarifa para todos los bienes y servicios, pagadero sin importar el lugar de consumo, ni el tipo de empresa que lo recauda.

3) Un IVA generalizado del 8 por ciento es más equitativo con las clases populares que el sistema actual donde apreciamos muchas distorsiones, así: a) La carne es consumida en un 90 por ciento por estratos altos (4, 5 y 6) y no tiene IVA, mientras que el calzado deben usarlo todas las clases sociales y paga el 16 por ciento. b) Los cuadernos escolares están exentos y resulta que los populares de 800 pesos son menos del 10 por ciento de las ventas, mientras que hay cuadernos con precios entre 4.000 y 15.000 pesos, exentos a pesar de ser artículos de lujo.

4) El consumo per cápita de la canasta es más del doble en las clases altas que en las populares, por su mayor poder adquisitivo. Es decir, el IVA no es un buen sistema para subsidiar.

5) La corrupción es menor con una tarifa única, ya que con la tarifa variable, la verificación depende de la visita de un funcionario, el cual se puede corromper. La tarifa única no requiere visita y sólo debe controlarse el valor de las ventas para lo cual hay cruces tales como compras, consignaciones, pagos y gastos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.