Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/26/1996 12:00:00 AM

VIVA AGUALONGO

No es muy fácil explicarse que luego de las descripciones de las sangrientas acciones de los republicanos contra los pastusos en 1822, la sección 'Baja' haya sido asignada al alcalde Antonio Navarro por haber expresado el deseo latente de todos nosotros para reivindicar la valerosa figura de Agustín Agualongo y el reemplazo de la estatua de Antonio Nariño. Los capitalinos, descendientes de aquellos nefastos republicanos de la noche trágica de 1822, se empeñan, no obstante el paso de los años, en intervenir en un asunto que es de exclusiva competencia del pueblo pastuso. El 'prócer' foráneo a nuestra historia y nuestros sentimientos sí debe ser reemplazado de la presidencia de la plaza central de Pasto. Y luego, tendremos que seguir reivindicando a nuestros héroes, hasta lograr que Merchancano ocupe el lugar de Bolívar al lado del batallón, único sitio donde pudo ubicarse un pedestal para el 'Libertador', de cuya estatua aún sale sangre de las comisuras de sus labios, de la tanta que este vampiro de la historia hizo derramar a nuestro pueblo. Andrés Yie Bogotá
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.