Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2009/10/31

Blindados

Conscientes de que sus actuaciones en el proceso de la adjudicación del tercer canal les ocasionará un sinnúmero de demandas civiles y penales, los miembros de la Comisión Nacional de Televisión han adoptado dos medidas que buscan protegerlos. La primera será no volver a grabar las sesiones de la junta directiva y reducir sus actas a las decisiones tomadas sin registrar las discusiones. La segunda, contrataron una póliza de responsabilidad que cubre a los comisionados en caso de ser obligados a pagar perjuicios por sus actuaciones.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...