Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 1991/12/02

BUENA PAGA

Julio Mario Santo Domingo hizo una prueba que impresionó mucho a todo el mundo. Avianca tenía que pagar la semana pasada 10 millones de dólares como cuota trimestral de amortización del servicio de la deuda a las entidades internacionales. La compañía, que no tenía este dinero, les solicitó a los bancos colombianos un crédito puente para atender buena parte de esa obligación, mientras se vendía el jumbo que era el que iba a solucionar el problema estructural. Los bancos accedieron y comenzaron a negociar la tasa de interés. Después de varias sesiones se llegó al acuerdo de que sería el 33 por ciento trimestre anticipado. Faltaban prácticamente horas para que se hiciera exigible el desembolso, cuando los bancos plantearon una nueva condición. Que el empréstito no estuviera garantizado por Avianca ni ninguna de sus filiales, sino por otra empresa del Grupo Santo Domingo, preferiblemente relacionada con la actividad cervecera. Enterado de la petición de los bancos, Santo Domingo mandó decir que en esas condiciones no le interesaba. Al otro día les llegaron a los bancos los 10 millones de dólares.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...