Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2008/01/19

Convincente

Resultó sorprendente la decisión de Luis Carlos Sarmiento de participar en la licitación del tercer canal de televisión, asociado con el magnate venezolano Gustavo Cisneros. El empresario siempre había manifestado que uno de los pocos negocios en que había perdido plata fue en un noticiero de televisión que tuvo en el horario del mediodía. Sostenía que se tiene más influencia en los medios como anunciante que como propietario. Por eso llama la atención la rapidez con que cambió de parecer. En una reunión de 45 minutos, Cisneros le explicó su idea y le propuso que fuera su socio justo antes de una cita que tenía con la Comisión de Televisión. El colombiano simplemente le contestó: “Cuenta conmigo”.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...