Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 1992/07/27

EL NIETO PRODIGO

Para el concejal Germán Vargas Lleras, investigado por el juez 23 en el caso de los auxilios, el veredicto de la justicia tenía una implicación tan importante como podría ser la propia cárcel: la relación con su abuelo Carlos Lleras Restrepo.
Desde el momento en que salieron las acusaciones en contra del joven político, las relaciones entre él y el ex presidente se cortaron. Sin que el ex mandatario tuviera que decirlo, se sabía que la reanudación de las relaciones dependía de la absolución del juez. Y como eso fue exactamente lo que hubo, esta semana tendrá lugar el reencuentro.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...