Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1988/05/30

Fuentes fidedignas

Cuando Juan Gossaín sacó en RCN que Julio César Sánchez sería nombrado secretario general de la presidencia, y que Germán Montoya se iba de embajador a Londres, Montoya lo llamó para rectificarlo cordialmente. Gossaín sorprendido de la rectificación le manifestó que había obtenido la información de una fuente tan alta que no podía creer que se tratara de un error. El secretario general le respondió entonces: "Bueno, pero qué fuente más alta que yo". Gossaín insistió aclarando que aunque no podía revelar su fuente era imposible encontrar una de más fidelidad. Montoya, quien se encontraba en el despacho del Presidente, le reviró: "No creo que sea más alta que la mía. Si quiere le paso al Presidente que está aquí a mi lado". Ante esto Gossaín tuvo que agachar la cabeza y la noticia quedó enterrada definitivamente.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...