Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2002/11/10

Libertad anunciada

La salida de la cárcel de Gilberto Rodríguez Orejuela no debió haber sido una sorpresa tan grande. Todo Cali lo sabía por las obras de fortificación de su residencia, en espera de su inminente liberación, a tal punto que hace tres meses SEMANA publicó el siguiente confidencial: "Gilberto Rodríguez cumple su condena antes de que finalice este año. Está tan listo para quedar en libertad que acaba de blindar con placa de acero la totalidad del techo de su enorme mansión en Cali. Piensa, para neutralizar detractores, encerrarse ahí y no dar papaya".

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...