Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2009/01/19

Pelea de socios

El proyecto de modernización de la refinería de Cartagena que vale más de 3.000 millones de dólares, va por mal camino; hay una pelea casada entre los dos socios: la multinacional Glencore y Ecopetrol. Glencore está molesta porque el gobierno –principal accionista de Ecopetrol– no le giró ni un solo dólar de los 360 millones del subsidio a la gasolina vendida en 2008, como era el compromiso. El gobierno le pagará esa plata esta semana, reconociéndole una tasa de interés del 4 por ciento. Glencore considera que esto afectó las finanzas de la refinería y le pidió oficialmente a Ecopetrol más plazo para terminar las obras. Esta respondió que los plazos de ejecución no se podían modificar.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...