Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2007/06/02

Renuncia voluntaria

El polémico centro comercial Quinta Avenida, que iba a estar ubicado en el barrio Rosales de Bogotá, ya no se construirá. Los habitantes de ese exclusivo sector habían logrado, con sus protestas, echar para atrás más de dos veces la licencia que autorizaba a poner en marcha el proyecto. Pedro Gómez, famoso por construir complejos comerciales, empezó a echar reversa cuando conoció los resultados de un sondeo según el cual, la gran mayoría de los vecinos rechazaba la idea de permitir usos diferentes al residencial cerca de su vivienda. El constructor analizó la situación y para estar a tono con los residentes, renunció a continuar con la discusión jurídica.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...