Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1982/10/18

SE QUEMO EL ARROZ

En los medios agrícolas y arroceros del país se ha comentado, con sorpresa, la repentina desaparición del industrial arrocero Orlando Portela, que deja tras de sí deudas por 615 millones de pesos, contraidos recientemente con varios bancos. Portela, propietario de Molinos el Rey, desapareció súbitamente y se dice que podría encontrarse en Río de Janeiro. Las deudas a los bancos ascenderían a cientos de millones de pesos: Banco de Bogotá y Almaviva, 200 millones; Banco del Comercio, 150 millones de pesos; Almagrario, 103 millones de pesos. El resto lo adeudaría a otras entidades bancarias.

Cargando...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Cargando...