Logo Bancolombia
  • Logo especial Semana

Cinco aspectos que debe mejorar Colombia para llegar a la final

La selección Colombia vuelve a las semifinales de una Copa América luego de 12 años.

El equipo de José Pékerman mostró fortaleza mental para superar a un aguerrido Perú, pero tendrá que mejorar algunos aspectos si quiere llegar a la final.
PUBLICACIÓN: 6/18/2016

La emoción de la clasificación de la selección Colombia a semifinales de la Copa América Centenario no puede obnubilar al cuerpo técnico del argentino José Pékerman. La actuación de David Ospina y la seriedad de los cobradores permitió que el país volviera a una semifinal después de sendos fracasos en Argentina-2011 y Chile-2015

Sin embargo, durante los 90 minutos de juego el partido mostró a una Colombia confundida por el cerco defensivo que preparó Ricardo Gareca, entrenador de Perú, y no supo descifrar la fórmula para llegar al área defendida por Gallese.

Colombia fue sólida en la línea de contensión y defensiva, pero no supo asociarse para crear oportunidades y abrir el marcador. Y esta vez, no hubo una jugada de pelota quieta que permitiera abrir el juego como ocurrió ante Estados Unidos y Paraguay. Para dimensionar lo ocurrido basta recordar que la selección solo tuvo un tiro al arco claro: el postazo de James Rodríguez promediando el primer tiempo.

Para José Pékerman será todo un reto encontrar las respuestas a nivel ofensivo para poder superar a Chile en la fase semifinal. Estos serían los cinco aspectos que tendría que considerar el entrenador argentino de cara al próximo encuentro:

1. El factor Cuadrado:

Durante la era Pékerman, Juan Guillermo Cuadrado ha sido sinónimo de desequilibrio. Gracias a su capacidad para desbordar por la banda derecha, la selección ha podido abrir partidos complicados. Pero en esta Copa América, Cuadrado no ha podido engranar. Se le nota confundido en el uno contra uno y no ha podido ser un factor para darle amplitud al ataque nacional.

Si la selección quiere tener oportunidad en la semifinal, Cuadrado tendrá que volver a ser desequilibrante y asociarse con James Rodríguez para poder generarle opciones a los delanteros que proponga el entrenador.

2. ¿Qué hacer con Edwin Cardona?

El rendimiento del volante antioqueño durante la competición ha tenido altos y bajos. En los dos primeros partidos tuvo una actuación destacada, pero ante Perú lució confundido y sobrepasado por los marcadores incas.

Pékerman tuvo que sustituirlo por Dayro Moreno en la segunda mitad. En la semifinal, Cardona tendrá que volver a ser el socio ideal de James Rodríguez. Aprovechar los espacios que dejen los marcadores que se van detrás del ‘10‘ colombiano y tener precisión para poner a los atacantes de cara al gol en la semifinal.

3. James, siempre por el centro:

Las ganas que ha mostrado el as de espadas colombiano en esta Copa América Centenario impresiona. Siempre quiere el balón y trata de sacar el equipo de la fase defensiva. Sin embargo, ante Perú quedó muchas veces pegado a la banda derecha donde su influencia y claridad se ven reducidas, más aún si Cuadrado no pasa por un buen momento.

Las pocas jugadas claras que se crearon en los cuartos de final llegaron en el momento en que James logró desequilibrar por el centro, a la espalda del volante de contención rival. En las semifinales el esfuerzo tendrá que enfocarse en aprovechar los espacios que deje Chile.

4. ¿Otro delantero?

Después de padecer una línea defensiva férrea como la peruana, en el ambiente deportivo quedó la duda de si Colombia necesita otro delantero para enfrentar la semifinal. Un compañero para Carlos Bacca puede ser una alternativa viable ante los chilenos, que no se caracterizan por encerrarse atrás. La opción de Dayro Moreno o Roger Martínez surge como una opción más que válida.

5. Defender mientras se ataca:

La selección Colombia mostró su mejor cara ante Perú defendiendo. Liderados por Carlos Sánchez, Cristián Zapata y Jeison Murillo, el equipo nacional fue sólido y sobre todo mostró que puede estar atento cuando los delanteros pierden la posesión de forma inesperada.

Si el equipo dirigido por Pékerman quiere llegar a la final de la Copa América Centenario tendrá que estar atenta ante equipos caracterizados por su rapidez y precisión en las transiciones. Chile no perdonará en los contragolpes por lo que Colombia tendrá que ser certero para defender mientras ataca.