Lunes, 23 de enero de 2017

| 2016/06/06 15:17

“Juego de Tronos me rescató de la prostitución“

Una de las actrices de la reconocida serie cuenta cómo su papel en la producción le cambió la vida. (Hay adelantos).

Juego de Tronos ha ganado 26 premios Emmy, incluyendo Mejor Serie Dramática en 2015, y atrae a un promedio de 8,6 millones de espectadores por cada episodio. Foto: Archivo particular

En el último capítulo de Juego de tronos los aficionados vieron el retorno de Marei, la esbelta cortesana pelirroja. Pero más allá de eso, encontraron un drama de la vida real (Lea: ¿Por qué se disculpan los creadores de ‘Juego de tronos‘?).


La actriz, Josephine Gillan, de 27 años, realmente tenía ganarse la vida como prostituta antes de encontrar la fama en Juego de Tronos. Sólo su papel en la serie le permitió salir de ese mundo.


En la actualidad es muy solicitada como actriz a pesar de que no tiene ninguna formación profesional en artes escénicas. “Juego de Tronos me salvó de una vida de prostitución y me ha hecho una persona mucho más fuerte", afirmó la actriz a medios locales (Lea: La increíble dieta de ‘La Montaña‘ de "Game of Thrones").


"Yo trabajaba como puta, era conocida como Sophie O‘Brien, y al mismo tiempo hacía películas de clasificación X. De pronto vi un anuncio en un sitio web para las actrices en la industria del cine y decidí aplicar“, relató.


Los creadores de la serie estaban buscando a mujeres jóvenes, con senos naturales, que no tuvieran tatuajes, y a quienes no les importara ser filmadas desnudas. Gillan envió una imagen suya y obtuvo el papel.


"Ellos contestaron que me querían y me emocioné porque era una gran oportunidad para hacer algo de actuación. No tenía ni idea de lo mucho que iba a cambiar la vida“, afirmó (Lea: Este hombre presagia lo que ocurrirá en Juego de Tronos).


Josephine sufrió una infancia de abuso sexual, alcohol y drogas: "Vivía en una casa en la que un amigo de la familia me dio cannabis y alcohol cuando tenía 12 años. Además, me dio a probar cocaína cuando tenía 14 y me violó dos años más tarde junto con sus amigos“.


La actriz cuenta que estaba muy asustada para denunciar. Sus experiencias de la infancia la hicieron sentir indigna de una relación adecuada y por eso vio la prostitución como una opción para ganarse la vida.


Cuando llegó a formar parte del elenco de Juego de Tronos estaba nerviosa, pero pronto descubrió que los personajes de la serie tienen vidas similares a la suya: Aparecen como niñas prostitutas y esclavas, desfilando desnudas, realizando actos sexuales y que participan en orgías.


Josephine está decidida a utilizar el éxito de la serie para seguir su carrera mientras busca papeles más convencionales.


Cree que lo que la ayudó tener éxito en la serie fue que su vida era parecida a la del personaje que iba a interpretar: "Ellos no tuvieron que enseñarme a hacer nada porque así era como me ganaba la vida", admite.


Josephine hizo su debut en la serie como una prostituta que muestra cómo fingir un orgasmo.


Juego de Tronos es una de las series más vistas gracias a la multiplicidad de sus tramas, sus personajes bélicos, las grandiosas escenas de guerras y su generosa proporción de sexo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.