Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/28/1993 12:00:00 AM

ALADINO

Definitivamente los dibujos animados se están transformando en un fenómeno sin precedentesen la historia del cine.

ALADINO
PARECE INCREIble que más de 50 años después de su primer super éxito, Walt Disney Pictures siga haciendo estallar las taquillas de las salas de cine mundiales, con películas de dibujos animados.
Ni siquiera los japoneses, que inundaron rápidamente el mundo eon producciones del mismo género durante las últimas dos décadas, han evitado que la Disney continúe conquistando la atención del gran público. Tanto, que el fenómeno del dibujo animado, casi tan viejo como el cine mismo, está alcanzando proporciones descomunales en relación con los demás géneros. En otras palabras, hoy por hoy, Walt Disney ha demostrado con ejemplos contundentes que la industria dc los dibujos animados es más rentable que la del cine de actuación. Incluso, a un costo muchas veces superior.
La sirenita, estrenada en 1889, fue sólo un campanazo de alerta. Aunque nadie pensó entonces que la cinta recaudara únicamente en Estados Unidos más de 85 millones de dólares, las dos producciones posteriores reafirmaron el fenómeno. La bella y la bestia, en 1992, recogió cerca de 150 millones en el país del norte; y además logró que por primera vez en la historia una cinta de dibujos animados fuera nominada al Oscar a mejor película. El caso de Aladino es aún más impresionante: más de 200 millones de dólares en taquilla en Estados Unidos y todavía no ha salido de cartelera. Todo esto sin contar con la recaudación en el resto del mundo (que suele ser el doble de lo recogido en el interior) y las ganancias por cuenta de la publicidad, que es el campo que más cosechas reporta. Y si de premios se trata, las tres se llevaron los oscares a la mejor banda sonora y a la mejor canción original, en sus respectivos años.
¿A qué se debe el éxito de Walt Disney? No hay duda de que a la excelente calidad técnica de la realización.
Tal vez los productores no habían invertido tanto dinero y tecnología desde el primer largometraje de Disney, Blanca Nieves y los siete enanitos, en 1937, el cual costó más de un millón de dólares, una cifra escandalosa para la época. Tanto La sirenita, como La bella y la bestia y Aladino, costaron cada una cerca de 35 millones de dólares; una inversión que se nota en la pantalla: en el color, en el movimiento casi real, en la sensación tridimensional de la acción y en la perfecta sincronización de la edición.
Pero para ello fue necesario utilizar los más avanzados programas de diseño por computador y el trabajo de más de 700 artistas y técnicos. En Aladino, de los 90 minutos que dura la película, sólo para lograr un segundo de grabación se requerían 24 dibujos y un día entero en los estudios. El despliegue de efectos especiales y de trucos computarizados utilizados actualmente, dejarían con la boca abierta al propio Walt Disney.
Aladino, el mágico cuento árabe extractado de Las mil y una noches, es un avance más en tecnología, pues la historia es muy similar a la de La bella y la bestia. Sin embargo, es ante todo una parábola sobre la libertad. El genio de la lámpara, cuya voz y su humor son fruto del talento de Robin Williams, es sin duda una de las mejores creaciones de la cinta que, al contrario de su antecesora, no es tan conmovedora como cómica, capaz de hacer reir al más serio de los espectadores. Con esta cinta, Walt Disney ha hecho del dibujo animado una fantasia cada vez más cercana a la realidad. -
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.