Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/20/2017 4:23:00 PM

‘Atala y Elisa’ ganó el Premio de Novela Jóvenes Talentos

Elisa Estévez Chacín, de apenas 17 años, fue la ganadora de la primera edición del Premio de Novela Jóvenes Talentos creado por la Librería Nacional y Editorial Planeta.

Solo bastó escuchar a un joven para que Felipe Ossa, director de la Librería Nacional, comentara en una junta ejecutiva lo que aquel adolescente amante de la escritura y de la lectura pensaba. “Yo solo quiero un libro, pues soy escritor y mi papá publica mis obras”, para Felipe esto era asombroso así que decidió hablar con él y descubrió que, con apenas 16 años, ya escribía manuscritos de 400 páginas.

Esas palabras quedaron en la mente de Ossa y lo primero que hizo fue hablar con los directivos de la librería y con la Editorial Planeta, para hacer algo al respecto: entendieron que era importante incentivar y mostrar a los nuevos escritores de Colombia. Fue así como nació el Premio de Novela Jóvenes Talentos.

Puede leer: “No somos un país de sicarios, somos un país de chichipatos”

Y Elisa Estévez Chacín, escritora y artista visual, de apenas 17 años, fue ayer la primera ganadora del premio. Todo empezó un 28 de enero de este año, luego de que Elisa soñara algo que la impulsó a escribir la historia de Atala y Elisa, que relata un poco la vida de esta joven escritora, que a través de sus sueños empieza a entenderse a sí misma. La novela se basa en el ir y venir de lo mágico y lo triste que es la juventud: de estar muy feliz hasta llegar a perder la esperanza absoluta.

Lo que define esta novela es “el arte, la literatura, la naturaleza y la biología. Es un contraste del mundo natural no modificado y el mundo de los humanos modificado: las calles de las ciudades”, dijo Elisa.

El camino de esta joven escritora se vislumbra exitoso, pues el amor por la literatura empezó desde muy niña gracias a sus padres. Y la escritura apareció a sus 12 años, luego de conocer a un profesor que es escritor, quien le propuso leer La historia interminable, del alemán Michael Ende. Elisa dice: “ahí descubrí un mundo apasionante”. A su corta edad escribe cuentos, poemas, novelas; ilustra y pinta.

Le sugerimos: Lo brutal del oficio de ser mamá

En febrero de este año se abrió la convocatoria, dirigida a jóvenes menores de 19 años de todo el país. Esta es la primera edición, y en pablaras de Ossa, no será la única, pues Librería Nacional y Editorial Plantea tienen pensado seguir con el premio que significa un aporte a la cultura del país.

Sin duda, se perfila como una gran iniciativa para que los jóvenes sigan el camino de la lectura y de la escritura. “Siento que con este premio se ayuda a cosechar la semilla de los libros en las nuevas generaciones. Estamos convencidos de que sí hay jóvenes lectores y que la lectura cada vez está tomando más fuerza en el país, un ejemplo de ello es que en la Feria del Libro la mayor parte de nuestros lectores son jóvenes”, dijo Bayardo Henao López, director general de Editorial Planeta.

Los concursantes tuvieron que entregar una novela infantil o juvenil inédita, con una extensión mínima de 150 páginas. Se presentaron más de 100 provenientes de todo el país y de autores desde los 11 años. “Esto es una prueba más de que a pesar de la inmersión de la tecnología en la vida de los niños y jóvenes, la magia de la lectura y de la escritura crece sin parar”, dijo Ossa.

Le recomendamos: Lea un adelanto de ‘Origen‘, el nuevo libro de Dan Brown

El jurado estuvo encabezado por el escritor Jorge Franco Ramos, autor de la novela Rosario Tijeras; la periodista y escritora Paola Guevara, autora de la novela Mi padre y otros accidentes, y Miguel Ángel Manrique, autor de Disturbio.

La escritora Paola Guevara fue la encargada de nombrar al ganador, a quien la lectura de esos centenares de manuscritos le llenó el alma. “Me encontré con mucha creatividad, sentido del humor, ironía; temas fuertes sobre la mendicidad, la reflexiones existenciales, la anorexia, la homofobia de padres hacia hijos. Y, lo más bonito, fue leer la magia de la infancia tan fresca de estos jóvenes escritores”, afirmó.

Guevara dijo que la obra fue escogida por la contúndete y fuerte voz narrativa, por la forma natural, el ritmo y el estilo personal que envuelven al lector, por el buen manejo de los temas que son sensibles a los jóvenes: la sexualidad, la amistad y la relación con sus padres.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.