Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/7/2016 12:00:00 AM

Capitán América: guerra civil

Una decena de superhéroes se enfrentan entre sí en esta película que, además de divertida, se cuestiona sobre las implicaciones de tener poderes. ***

Título original: Captain America: Civil War

País: Estados Unidos

Año: 2016

Dirección: Anthony y Joe Russo

Guion: Christopher Markus y Stephen McFeely basados en el cómic de Mark Millar

Actores: Chris Evans, Robert Downey Jr., Scarlett Johansson

Duración: 150 min

Esta es la segunda película en dos meses en la que los superhéroes se enfrentan entre sí dejando de lado, durante buena parte del tiempo, a los villanos. El que se dé dos veces en tan corto tiempo se explica por la tradicional rivalidad entre Marvel y DC Comics, pero también podría ser síntoma de algo nuevo, de una inseguridad general sobre el uso del poder, sobre los daños colaterales que resultan, en un mundo globalizado, cada vez más difíciles de justificar.

Es como si el aislacionismo internacional, que ha resurgido de la mano de los partidos de extrema derecha en Europa y del candidato Donald Trump en Estados Unidos, hubiera contagiado a estas películas que cavilan sobre el costo del poder y las consecuencias inesperadas de los actos unilaterales.

Este es el tema general que comparten Batman vs. Superman y Capitán América: guerra civil, aunque cada una lo resuelve a su manera, porque los superhéroes, aunque vuelen y tengan otras cosas en común, no son iguales. La primera película enfrenta estas dudas pesadamente, reduciendo la depresión existencial a lo más superficial, a una mezcla plomiza de muecas, poses y maquillaje, mientras que la segunda lo hace con ligereza y gracia, dándole relieve y matices a su cuestionamiento central.

Hay otras razones para que Capitán América sea mucho más entretenida. Entre ellas está que sus directores, los hermanos Russo, hayan comenzado a trabajar dirigiendo comedias televisivas como Arrested Development, logrando llevar ese oído ágil que desarrollaron a estos choques de superhéroes.

También les ayuda tener una variedad de personajes icónicos en pequeñas dosis que conforman una especie de ensalada de frutas heroica, variada y contrastante.

En esta mescolanza hay superhéroes que tienden hacia lo cómico (los hombres Araña y Hormiga), hacia lo meditabundo (la Bruja Escarlata y Visión) o hacia lo paternal angustiado (Capitán América e Iron Man), y entre estos polos avanza la película, saltando entre estas distintas sensibilidades.

La causa del enfrentamiento entre los antiguos colegas de los Vengadores es que unos aceptan ser supervisados por la ONU, mientras otros prefieren mantener su independencia. En un giro

inesperado, el obediente Capitán América lidera a los disidentes y el sarcástico Iron Man a quienes aceptan el mandato internacional.

La angustia de tener poderes que afectan negativamente a los demás está encarnado en la Bruja Escarlata que, al comienzo y por salvar al Capitán, termina por causar la muerte de un grupo de africanos. De ahí en adelante, cada vez que los utiliza lo hace tímidamente, como si hubiera algo indecente en usarlos sin pensar bien en sus consecuencias.

Es una timidez inusual para un superhéroe, que no llega a volverse una pesadez gracias al contraste con sus compañeros que ven los superpoderes no solo como algo opresivo, sino también gozoso, impresionante y causa de celebración. Es una dualidad que resulta refrescante en esta época donde los superhéroes vergonzantes parecen haberse convertido en la norma. n

CARTELERA

**** Excelente  ***½ Muy buena   *** Buena   **½ Aceptable  ** Regular  * Mala

Las malas lenguas ** ½

Película colombiana que mira con más rabia que claridad el entorno social cerrado de nuestras clases dirigentes.

Florida ***

Un hombre anciano con problemas de memoria es el centro de esta cinta francesa de Philippe Le Guay.

Ocho apellidos catalanes ** ½

Continuación de la exitosa comedia costumbrista española que agrega esta vez catalanes a su mezcla de andaluces y vascos.

Carneros *** ½

Cinta islandesa que se balancea entre el drama y la comedia negra acerca de dos hermanos enemistados hace 40 años.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.