Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1998/04/13 00:00

CAZA DEL TERRORISTA

Una imaginativa propuesta sobre los recursos de inteligencia utilizados para dar con 'El Chacal'.

CAZA DEL TERRORISTA

Carlos Ilich Ramírez, mejor conocido como 'El Chacal', ha sido uno de los terroristas más implacables del siglo XX, y por las mismas razones se convirtió en uno de los hombres más buscados del planeta antes de que fuera detenido y encarcelado en Francia bajo rigurosos sistemas de seguridad. Su vida misma y la historia de su persecución continúan siendo un enigma pero ambas incógnitas han servido para dar vida a varias películas y novelas alrededor del tema. El más reciente ejemplo cinematográfico es el del director Christian Duguay, quien ha llevado a la pantalla Caza al terrorista, un suspense policíaco con todos los ingredientes típicos del género. Protagonizada por Donald Sutherland, Aidan Quinn y Ben Kingsley, la película narra las peripecias llevadas por los organismos de inteligencia norteamericanos e israelíes para dar con 'El Chacal'. Con una buena dosis de ingenio y de audacia un superagente de la CIA (Sutherland) convence a un oficial de la armada estadounidense (Quinn) de hacerse pasar por el temible terrorista dada la similitud física de ambos_ para hacer caer a 'El Chacal' en una trampa que termine con su asesinato a manos de los cuerpos de seguridad de la KGB. La propuesta no deja de ser interesante y los mecanismos utilizados como entrenamiento en la suplantación del delincuente, así como las transformaciones sicológicas surgidas durante la misión, ofrecen un nutrido plato de intriga y diversión. Elevar a 'El Chacal' a dimensiones míticas y casi supraterrenales puede resultar un tanto exagerado, pero es esa consideración la que permite darle rienda suelta a una trama por demás bien construida y con variados elementos de entretención

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.