Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/24/1989 12:00:00 AM

DE AMOR Y DOLOR

Rain man, opcionada a varios Oscares, y "Sin vía de escape", dos películas para todos los gustos.

El protagonista de "Sin vía de escape", es un dibujante. Crea tiras cómicas, vive sumergido en un mundo supuestamente irreal. Sus personajes golpean, aman, caen en precipicios, mueren y resucitan, se expresan con interjecciones y sus problemas llegan hasta el borde de la hoja del periódico o la revista donde aparecen todas las semanas. El dibujante (Tom Hulce, el mismo de "Amadeus"), está sumergido en esa pesadilla cotidiana de los artistas que respiran el aire enrarecido de una ciudad como Los Angeles. El hombre frecuenta los bares, come mal, no duerrne, apela al alcohol y al sexo para sentirse vivo y todos los días tiene que ser despertado en forma salvaje por quienes lo necesitan. Hasta cuando conoce a la muchacha rubia (Virginia Mandsen), hasta cuando se enamoran, hasta cuando un día el cuerpo tibio de la joven aparece acribillado en su apartamento, hasta cuando el inspector de policía (Harry Dean Stanton, el mismo de "París, Texas"), comienza a ubicar al dibujante como el sospechoso favorito de todos, y el muchacho es perseguido y torturado por todos.

Esta historia melodramática y llena de sorpresas ha sido realizada por una auténtica revelación, un director chino nacido en San Francisco, Wayne Wang, quien no tiene todavía 30 años y ha conseguido darle a su primera película el tono, el sabor, la atmósfera de esos video-clips que aparecen confeccionados para artistas como Madohna, Cindy Lauper o Rod Stewart, llenos de violencia, sensualidad y una técnica excelente. La cámara hurga la conciencia de los personajes y ya no los abandona, ni siquiera cuando el espectador confiesa en voz baja que está exhausto, que no más carga de sonidos y sensaciones, y Wayne Wang, un realizador de innumerables comerciales, tiene toda la imaginación indispensable para que su historia sea así, acezante, sin pausa, empujando siempre, con ese chico que huye sin saber de quien.

Un muchacho que alguna vez fue feliz con esa mujer de pelo negro que ahora lo contempla en medio de su --agonía, y que conoció la gloria con esa rubia que emerge de la luz lechosa de la barra del bar como un fantasma, mientras la música, el baile desenfrenado, el sudor, el cansancio, el alcohol, la presencia de esa muchacha van hundiendo al protagonista en una pesadilla de la cual ni siquiera el inspector podrá despertarlo.

De otro lado, se ha estrenado en varias ciudades colombianas, Rain man, dirigida por Barry Levinson, con Dustin Hoffman y Tom Cruise.

Lo cierto es que la historia de la filmación de Rain man también servirá para otra película porque es un auténtico milagro que haya podido realizarse. Seis directores figuran entre los posibles candidatos (incluyendo a Steven Spielberg, Sidney Pollack y el mismo Levinson, quien había renunciado), se escribieron varios guiones que iban siendo modificados por el director de turno, mientras Hoffman perdia la paciencia y su compañero, Cruise, rodaba "Coctel". Después se presentó la huelga de guionistas y ningún profesional estaba disponible.
Después los ejecutivos del estudio intentaron intervenir y más tarde, ya filmada, hubo hasta seis desenlaces.
El resultado es una película que no se parece a ninguna y está centrada en dos hermanos Raymond y Charlie Babbitt. El primero es autista o sea incapaz de expresar emociones o hablar, no es un retrasado mental y al contrario, es un genio para las matemáticas. Su hermano menor se entera que el padre de ambos muere y deja tres millones de dólares en fideicomiso para que el enfermo pueda seguír en el establecimiento mental donde se encuentra. Entonces se lo lleva en una travesía que incluye carreteras, bosques y pequeños pueblos de una Norteamérica descubierta por dos personas que aparentemente nada tienen en común. Es una película intensa, emocionante, que se alimenta con gestos, silencios y movimientos sutiles y la relación de dos hombres que irán intercambiando elementos de sus personalidades. Que nadie se extrañe de los oscares que se debe llevar esta película, ya. -
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.