Viernes, 31 de octubre de 2014

| 2013/02/09 19:00

Días de cine en Cartagena

En esta nueva edición del Festival de Cine de Cartagena habrá invitados de lujo: Harvey Keitel, Eric Cantona, Paul Schrader y Julio Medem, entre otros.

Días de cine en Cartagena Foto: AFP

El Festival de Cine de Cartagena está más joven que nunca a sus 53 años. Desde que Mónika Wagenberg asumió como directora, en 2010, este tradicional evento vive un segundo aire. En la edición de 2011 se inició una transformación confirmada al año siguiente. La versión que empieza el próximo 21 de febrero es “la prueba de fuego”, como le dijo Wagenberg a SEMANA.

“Llevo muchos años trabajando en festivales y creo que lo que se va a mostrar esta vez es muy difícil de igualar”, dice la directora. “La calidad de los invitados y de la programación está garantizada. El gran reto es lograr que los asistentes vayan a todas las proyecciones”. Lo que sí es seguro es que la oferta de películas en esta ocasión es extensa: se presentarán 290 producciones en los seis días que dura el evento. Las proyecciones serán en diferentes locaciones de la ciudad —no solo en el centro histórico—, durante todo el día y en diferentes formatos.

Las opciones son, además, muy variadas. Entre las más esperadas se encuentran Roa, de Andrés Baiz —encargada de inaugurar—, No de Pablo Larraín, la cinta chilena nominada al Premio Óscar, y Tabú, del portugués Miguel Gomes. Pero también hay mucha expectativa con Blancanieves de Pablo Berger, De rouille et d´os de Jacques Audiard, Bestias del sur salvaje de Benh Zeitlin y Searching for Sugarman de Malik Bendjelloul, entre otras (ver recomendados).

La nómina de invitados también sorprende. El protagonista será Harvey Keitel, uno de los actores más relevantes del cine estadounidense. Pero también desfilarán por La Heroica Eric Cantona, Paul Schrader, Raoul Peck y Bel Borda. Se hará un homenaje a Julio Medem, reconocido director español. Así mismo, se llevará a cabo una retrospectiva de la obra de uno de los cineastas más importantes de Italia: Vittorio de Sica. Se vienen días de cine muy intensos en Cartagena.

El Judas de Scorsese 

Hace 46 años, Harvey Keitel hizo su primer papel en Who’s That Knocking at my Door, la opera prima de Martin Scorsese. En ese entonces era estudiante de arte dramático en el HB Studio con los legendarios Stella Adler y Lee Strasberg y, para ganarse la vida, trabajaba de estenógrafo en un juzgado. Scorsese recuerda la molestia de Keitel por tener que dejar su trabajo para repetir tomas que habían quedado mal: “Se enfadaba mucho por tener que volver a filmar y llegaba con el pelo cortado distinto; no cuadraba, pero no importaba, igual teníamos que filmar. Pero ambos sabíamos mucho sobre lo que sentía el otro acerca de la vida, eso de vivir sintiéndose culpable y lo demás”.

Quizás por eso fue pieza importante en sus primeras películas, con papeles clave en Calles peligrosas y Taxi Driver. A diferencia de Robert de Niro, que resultó rápidamente catapultado gracias a su asociación con Scorsese, la carrera de Keitel tardó en despegar. Solo a finales de la década del setenta su nombre dio un salto con Los duelistas, de Ridley Scott, y en 1988 se consolidó como estrella cuando interpretó a Judas en La última tentación de Cristo, de Scorsese. Luego fue protagonista de algunas de sus películas definitivas: Reservoir Dogs (la opera prima de Tarantino de 1992), Bad Lieutenant (de Abel Ferrara también de 1992, donde se desnudó física y síquicamente) y El piano (de Jane Campion, donde mostró que su masculinidad arrolladora escondía ternura). Keitel es un astro de primera línea, con una carrera que se extiende por más de cien películas.

El rebelde


Foto: AFP

Eric Cantona es tal vez el único jugador de fútbol retirado que ha logrado hacer una carrera seria en el mundo del cine. Después de una trayectoria deportiva llena de altibajos, se retiró de las canchas a los 30 años y decidió que su camino era el cine. Tras haber hecho parte de la selección nacional de Francia y de ser el ídolo indiscutible del Manchester United, este marsellés empezó a probar su suerte en la pantalla grande. Su primer intento fue en un papel secundario en la cinta Elizabeth, de 1998. Cuatro años más tarde debutó detrás de las cámaras, como director del cortometraje Apporte-moi ton amour. En 2009 llegó su mayor éxito: Looking for Eric. En la cinta, dirigida por Ken Loach, Cantona se interpreta a sí mismo: un temperamental jugador retirado. El año pasado produjo un documental llamado Looking for Istambul en el que narra la gran rivalidad entre los dos equipos emblemáticos de la capital turca: el Galatasaray y el Fenerbahçe. Su más reciente proyecto es el documental Los rebeldes del fútbol, que relata las historias fuera de la cancha de los jugadores Didier Drogba (Costa de Marfil), Rachid Mekloufi (Argelia), Predrag Pasic (Bosnia), Sócrates (Brasil) y Carlos Caszely (Chile), personajes contestatarios que se enfrentaron a los regímenes de sus países. Cantona es, de hecho, también un rebelde. Durante la crisis financiera de 2010 organizó un movimiento para que los clientes de las grandes entidades financieras retiraran su dinero de los bancos. También encabezó el año pasado una dura campaña contra las políticas sociales del gobierno francés.   

Un excéntrico español

Foto: Diego López Calvin

Cuando Julio Medem ganó en 1994 el Círculo Precolombino de Oro, el máximo premio del Festival de Cine de Bogotá, muy pocos sabían de él. Nació en San Sebastián en 1958, y antes de presentar en Colombia su cinta La ardilla roja, solo había dirigido otro largometraje: Vacas de 1992. Pero  a partir del primero se convirtió en uno de los autores más respetados de España. Sus obras más recordadas, Los amantes del círculo polar y Lucía y el sexo, lo catapultaron al estrellato. En 2003 presentó en San Sebastián el polémico documental La pelota vasca. La piel contra la piedra, sobre el problema social en el país vasco. En su más reciente proyecto, 7 días en La Habana, comparte créditos de dirección con Laurent Cantet, Benicio del Toro, Pablo Trapero y Gaspar Noé.

OTROS INVITADOS

Raoul Peck

Es un destacado director haitiano. Vivió muchos años en Congo, donde empezó a interesarse en el cine documental. Fue ministro de Cultura de Haití y es activista político.

Paul Schrader

Es considerado uno de los guionistas más originales del siglo XX. Escribió Taxi Driver, Toro salvaje y La última tentación de Cristo, entre otras. También es director. 

Bel Borda

Uno de los secretos mejor guardados del arte de Brasil, Borda es considerado ‘el Picasso del pueblo’. Además de su obra de arte callejero, es director de documentales.  

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×