01 diciembre 2012

Enviar a un amigo

Email destino:

Nombre remitente:

Email remitente:

El encanto de los clásicos

CINEEn los próximos meses llegarán a la cartelera varias cintas basadas en obras maestras de la literatura. Tolstoi, Víctor Hugo, Tolkien y Fitzgerald siguen inspirando grandes producciones.

El encanto de los clásicos. El primer capìtulo de ‘El Hobbit’, llamado ‘Un viaje inesperado’, estará en cartelera el 14 de diciembre. Los fanáticos de la saga están expectantes.

El primer capìtulo de ‘El Hobbit’, llamado ‘Un viaje inesperado’, estará en cartelera el 14 de diciembre. Los fanáticos de la saga están expectantes.

La relación entre cine y literatura no es nueva: de hecho, casi desde el inicio del séptimo arte, los directores se han inspirado en obras literarias. Algunas de las más grandes películas son versiones cinematográficas de novelas, cuentos o reportajes. Lo curioso es que se trata de una tendencia vig
ente. Prueba de ello es que en los próximos meses los espectadores colombianos verán varias adaptaciones notables.

La primera en llegar a Colombia, el próximo 14 de diciembre, es El Hobbit. La cinta está basada en la primera novela del filólogo y escritor J.R.R. Tolkien, escrita entre 1920 y 1932. En un principio el británico planeó su libro como un regalo para sus hijos pero, con el paso del tiempo, se fue transformando en todo un universo literario. Tanto así que en El Hobbit se encuentran las claves del mundo fantástico que se consolidaría más adelante en El Señor de los Anillos, para muchos una de las mitologías modernas más elaboradas. La novela de Tolkien ya había sido llevada a la televisión en 1977, en una serie de la BBC.

El director de El Hobbit es el neozelandés Peter Jackson, obsesionado desde los años noventa con la obra de Tolkien. Durante mucho tiempo trabajó en una adaptación de El Señor de los Anillos hasta que, después de años de trabajo y de un rodaje épico, logró estrenar, en 2011, la primera parte de la saga. Luego se estrenaron los dos siguientes episodios y Jackson se consagró: la trilogía se convirtió en una de las más taquilleras de la historia y recibió todo tipo de reconocimientos, entre ellos 17 premios Óscar. A mitad de la década pasada Jackson anunció que se embarcaría en una nueva versión del trabajo de Tolkien. Sin embargo, dijo en ese momento, solo sería productor y la dirección quedaría a cargo del mexicano Guillermo del Toro.

Uno de los grandes socios era MGM, que afrontó una grave crisis durante la preproducción. La productora decidió retirarse y el proyecto quedó en el limbo por una temporada. Del Toro pasó a trabajar en otros proyectos y todo parecía indicar que no habría una secuela de El señor de los anillos. Sin embargo, hace tres años Jackson anunció que retomaría las riendas del proyecto y que él lo dirigiría. Los nuevos propietarios de MGM también volvieron a interesarse en la cinta.

Como ocurrió con el rodaje de El Señor de los Anillos, el de El Hobbit fue una empresa titánica. Jackson decidió dividir la historia en tres partes y filmarlas simultáneamente. La primera parte de esta nueva saga, titulada Un viaje inesperado, se estrena en simultánea mundial en dos semanas y las continuaciones, La desolación de Smuag y Partida y regreso, estarán en teatros en diciembre de 2013 y 2014 respectivamente. El Hobbit ha generado gran expectativa: muchos se preguntan si Jackson logrará igualar o superar a El Señor de los Anillos. Los pocos que han visto la versión final —el director terminó el proceso de edición la semana pasada— dicen que es deslumbrante y que, al igual de sus antecesoras, dejará sin aliento a los espectadores.

Nunca pasan de moda

La literatura fantástica no será la única protagonista en las pantallas. En enero de 2013 aparecerán otras dos grandes adaptaciones literarias: Los miserables y Ana Karenina.

La primera, inspirada en el musical escrito por Claude-Michel Schönberg, Alain Boublil, Trevor Nunn y John Caird, que se basa a su vez en la novela de Víctor Hugo, fue dirigida por Tom Hooper, ganador del premio Óscar al Mejor Director en 2011 por El discurso del Rey. Fue presentada a la prensa anglosajona la semana pasada en Nueva York y tiene un reparto de primer nivel, encabezado por Hugh Jackman, Russell Crowe, Anne Hathaway y Helena Bonham Carter. Aunque la historia retoma gran parte de la novela clásica del siglo XIX, es más cercana al musical estrenado en París en los años ochenta, y llevada a Broadway donde permanece hasta ahora: es uno de los espectáculos con más funciones en la historia del teatro contemporáneo.

La historia del exconvicto Jean Valjean que busca la redención pero es perseguido durante toda su vida por el tenaz inspector Javert, ha inspirado muchas adaptaciones cinematográficas y televisivas de peso como la de 1978, protagonizada por Anthony Perkins y la de 2000, por Gérard Depardieu y John Malkovich. La conmovedora trama sigue atrayendo a los espectadores y, desde ya, se prevé que esta nueva versión va a ser un éxito de taquilla y una de las protagonistas de los próximos premios Óscar.

Otro clásico que ya fue estrenado en Estados Unidos y llegará a Colombia a finales de enero es Ana Karenina, basada en la novela épica de León Tolstoi. La novela, que relata la vida trágica de una aristócrata rusa del siglo XIX, fue publicada en 1877 y también ha tenido varias adaptaciones. La antiheroína de Tolstoi ha sido representada por tres grandes actrices: Greta Garbo en 1935, Vivien Leigh en 1948 y Sophie Marceau en 1997. Ahora el papel recae en la bellísima Keira Knightley, una de las figuras más cotizadas del momento. Acompañan a la joven actriz Jude Law y Emily Watson bajo la dirección de Joe Wright. Knightley y el director británico ya habían trabajado en dos adaptaciones literarias: Orgullo y Prejuicio de Jane Austen y Expiación de Ian McEwan.

Aunque la producción es impecable, la película de Wright no ha recibido buenos comentarios. La principal crítica es que no logró el espíritu de la original y que Knightley no transmite el drama de la protagonista quien, como es bien sabido, le es infiel a su esposo con un hombre menor. Anthony Lane, comentarista de The New Yorker dice que hasta el momento, nadie ha hecho el papel mejor que Greta Garbo.

Más adelante en el año llegará El gran Gatsby, inspirada en una de las mejores novelas de la literatura estadounidense del siglo XX. Se trata de una adaptación menos canónica: el director australiano Baz Luhrmann imprimió una visión diferente al clásico de F. Scott Fitzgerald. Leonardo DiCaprio, Carey Mulligan y Tobey Maguire recrean la célebre historia de un decadente y extravagante millonario de los años veinte. Esta versión ha generado cierta controversia pues ya en 1996 Luhrmann había hecho una interpretación contemporánea de Romeo y Julieta, de Shakespeare, que recibió muchas críticas. Muchos creen, por las imágenes que se han filtrado, que hizo un ejercicio similar con El gran Gatsby. Eso sí, quienes conocen la producción más a fondo dicen que la actuación de DiCaprio es memorable.

También se espera el estreno de una versión hiperviolenta de Hansel y Gretel, el relato infantil de los hermanos Grimm, y una del director coreano Jin-ho Hur de la novela Las relaciones peligrosas de Choderlos de Laclos. Tal vez los guionistas no encuentran hoy nuevas ideas o, quizá, las buenas historias nunca pasan de moda.
PUBLICIDAD
Horóscopo
Semana en Facebook
Publicidad