Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/4/1994 12:00:00 AM

EL JUEGO DE LAS LAGRIMAS

Se estrena por fin en Colombia la que fue considerada por la crítica como la mejor película de 1993.

EN UN PAIS DONDE lo mejor del cine internacional suele dejarse a un lado en virtud de los éxitos taquilleros estadounidenses, parecía que los espectadores colombianos se iban a quedar sin ver la más reciente película de uno de los directores más talentosos de Europa: el irlandés Neil Jordan. Pero, para sorpresa general, la película llegó más de un año después de ser estrenada en Estados Unidos, donde fue nominada a seis premios Oscar: mejor película, director, actor, actor de reparto, guión original y montaje, en 1993.
La cinta cuenta la historia de un militante del IRA (Stephen Rea), envuelto en el secuestro de un soldado británico en Irlanda del Norte (Forest Whitaker). Sin embargo, esto no es sino la introducción de lo que viene. La relación entre rehén y plagiario hace que la película adopte una dinámica tan consecuente como insospechada, en la que el amor y los principios morales comienzan a recorrer sus propias fronteras, allí donde la realidad se vuelve tan brumosa como ambigua.
Jordan atrapa al público desde las primeras imágenes con base en excelentes diálogos, un eficiente tratamiento de la trama y un trabajo de actores difícil de volver a lograr.
"El juego de las lágrimas" es ante todo una historia de amor, pero enmarcada entre una desgarradora violencia física y sicológica. Sthepen Rea, en el papel de un hombre cuyo destino lo llevó a enamorarse de una mujer imposible, realiza una de las caracterizaciones más maduras de su carrera. Por su parte, la sensualidad de Jaye Davidson, en el papel de la cantante de bar en la que Rea descargará toda su presión sentimental y moral, es capaz de sobrecoger al más inmutable de los espectadores.
Aclamada por la crítica internacional por su estructurado guión, el ingenio de la dirección, la sorprendente actuación de sus protagonistas y por la solidez del relato, El juego de las lágrimas se erige como una de las mejores películas que han pasado por las pantallas nacionales este año.-

OTRA VEZ ALCATRAZ
MUCHOS AÑOS DESPUES DE SU inactivación, la temible y legendaria cárcel de Alcatraz sigue siendo atractiva para los directores de Hollywood. Además de las variadas versiones para la televisión del pasado, algunas de ellas seriadas, el director Don Siegel ya había llevado una excelente adaptación de la historia real del cierre de la cárcel de máxima seguridad, en Fuga de Alcatraz, protagonizada por Clint Eastwood.
Ahora el director Marc Rocco ha culminado recientemente una nueva visión de los factores que llevaron a clausurar definitivamente el penal. La película se llama "Murder in the First" y cuenta con un renovado pero valioso reparto que ha despertado simpatía en los últimos años. Se trata de Gary Oldman, destacado por su interpretación en el Drácula de Coppola; Christan Slater, cuya carrera ha venido en ascenso desde su participación en El nombre de la Rosa, y Kevin Bacon, famoso por Línea mortal.-

JAMAICA BAJO CERO
Una descabellada comedia de acción basada en un caso real.
PARA CUALQUIEra resulta por lo menos desconcertante imaginar a cuatro atletas jamaiquinos participando en unas olimpiadas de invierno. Sin embargo, la productora Walt Disney logró su objetivo: crear una comedia de acción a partir de una sorprendente historia verídica: la de cuatro atletas de Jamaica que, sin haber visto nunca la nieve, estaban dispuestos a representar a su país en los juegos de invierno.
En el estilo inconfundible de la Disney, el director John Turteltaub estructuró una historia de entretenimiento basada en el contraste entre el calor de las playas del Caribe y las heladas pistas de nieve de Canadá. El solo hecho de ver a un grupo de rastas intentando esquiar sobre nieve, y aún mejor, entrenando en las costas de Jamaica, despierta la curiosidad del público. Pero fuera de la curiosidad y de algunas arriesgadas escenas, la película es débil en su desarrollo y escasa en su imaginación. No obstante, puede llegar a ser una alternativa para la juventud en vacaciones.
Como en todas las películas de Disney, Jamaica bajo cero contiene un explícito mensaje moral: el de cultivar el espíritu deportivo y el orgullo de dejar en alto el nombre de la patria sin la necesidad de obtener una victoria.-

POR FIN JUNTOS
SIN DUDA Al Pacino y Robert de Niro se han constituido en dos de los actores más cotizados de Hollywood. El solo nombre de cuaquiera de ellos en el afiche promocional de una película augura su buen rendimiento en taquilla.
Curiosamente, sólo una vez los dos han participado en la misma película, El Padrino II, de Francis Ford Coppola, en la que De Niro interpreta a Vito Corleone -el padre de Michael (Pacino)- en su juventud. Sin embargo, nunca aparecieron en escena al mismo tiempo. Finalmente ha llegado la oportunidad de reunirlos frente a frente, cuando se estrene la próxima película del director Michael Mann, que los dos protagonizarán. Y aunque no se conocen mayores detalles de la producción, por ahora el éxito en la recaudación en taquilla está asegurado.-
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.