Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/26/2000 12:00:00 AM

En tablas

Tres nuevas presentaciones de ‘Una noche en Venecia’ en el Teatro Camarín del Carmen.

Esta semana termina la temporada del Teatro del Camarín del Carmen, de Bogotá, en la que un grupo de jóvenes cantantes colombianos, acompañados por el coro y la orquesta de la Opera de Colombia, presentan Una noche en Venecia, del compositor austríaco Johann Strauss.

Esta opereta, además de divertida, es accesible a todos los públicos y permite apreciar una faceta más de Johann Strauss, el compositor de valses tan famosos como El Danubio azul, Cuentos de los bosques de Viena y El vals del emperador, así como de otras operetas muy exitosas, entre ellas El murciélago, El barón gitano y El carnaval romano.

Uno de los principales atractivos de este montaje es que está cantada en castellano, lo que le permite al público involucrarse con todo el espectáculo y no sólo con la parte musical, como suele ocurrirle a quien asiste a una ópera representada en un idioma que no conoce.

Una noche en Venecia ocurre en 1750, durante el desorden propio del carnaval, lo que les permite a los protagonistas enredarse en toda suerte de conquistas amorosas, engaños y malentendidos.

El elenco, bajo la dirección musical del colombiano Juan Carlos Rivas y escénica del argentino Alejandro Chacón, lo componen un amplio grupo de cantantes y actores del Grupo de Teatro Estable del Camarín del Carmen. La escenografía es de David Manzur, el vestuario de Adán Martínez, la coreografía del ballet de Ana Consuelo Díaz y la puesta en escena del coro es de Emilse Rincón.

Uno de los principales objetivos de la Fundación Camarín del Carmen es permitirles a los jóvenes cantantes colombianos incursionar en este tipo de montajes para que luego puedan dar el salto a la ópera. Varios de ellos, incluso, ya han logrado abrirse camino en el exigente medio europeo.

Con Una noche en Venecia se continúa un proceso que comenzó hace un año con el montaje de la opereta La vie parisienne, de Jacques Offenbach, que fue presentada en el Camarín y en Opera al Parque. Las funciones se llevarán a cabo los días primero, 2 y 3 de junio, en la sede del Camarín del Carmen, a las ocho de la noche.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.