Lunes, 16 de enero de 2017

| 2001/06/11 00:00

En tablas

‘La farsa de los tenebrosos’ y ‘¿Dónde están mis hijos?’, dos propuestas de nuevo teatro.

En tablas

Hernando Parra y Felipe Vergara, dos estudiantes de Los Andes, se unieron hace seis años para crear el R-101, un grupo de teatro que tomó su nombre de un salón de la universidad en donde se inició hace más de 25 años lo que hoy se conoce como el Teatro Libre de Bogotá. La farsa de los tenebrosos, su última propuesta, es una suerte de comedia negra escrita por el dramaturgo belga Michel de Ghelderode. Un alcalde que de día manda y de noche se desenfrena en los burdeles, un oficial de policía amanerado y un obispo casto que de madrugada se convierte en un macho cabrío son algunos de los personajes que legitiman la lujuria como puerta de escape a una realidad en la que todos son manipulados por sus deberes dentro de la sociedad. La farsa de los tenebrosos es un desahogo violento contra el puritanismo y la hipocresía, es un carnaval de máscaras, de diablos y prostitutas danzantes, de postizos sirvientes que se transforman en criaturas hedonistas al anochecer. Este montaje se presenta desde el 10 de mayo en el Teatro Casa Grande. Un grito de dolor
Beatriz Camargo, directora, y Rosario Jaramillo, actriz, regresan esta semana a la Casa del Teatro con ¿Dónde están mis hijos?, una obra basada en investigaciones antropológicas de cinco cantos tradicionales colombianos y que se sirve de esas cinco expresiones de la diversidad cultural para preguntar por los hijos de América que se han ido muriendo a causa de la violencia y el desarraigo. Este montaje estará en la Casa del Teatro entre el 16 y el 19 de mayo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.