Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2016/10/19 22:17

Sig Ragga, una banda revelación en la música independiente

En el arte nada se parece a la propuesta de los cuatro músicos argentinos que se presentaron en Bogotá.

Sig Ragga, que otra vez fue nominado a los Grammy Latino en la categoría de mejor canción alternativa, se presentó en Bogotá. Foto: Laura Muñoz

Sig Ragga llegó a la capital en el marco del MicSur 2016 y se presentó este miércoles en Corferias con un repertorio que mezcló reggae, jazz y rock progresivo.

La agrupación, reconocida en el mundillo del arte por sus puestas en escena, se llevó los aplausos del público gracias a temas como Ángeles Serafines, entre otros inéditos, y su actitud solemne durante el concierto.

Ricardo Cortés en la Batería, Gustavo Cortés en el piano y voz, Nicolás González en la guitarra y Juanjo Casals en el bajo llamaron la atención del público con sus vestidos de habitantes del espacio o de alguna clase de extraterrestres. La banda salió al escenario a demostrar por qué se han mantenido en la escena musical por casi veinte años de trayectoria y por qué han sido nominados cinco veces a los Grammy Latino.

Le puede interesar: Los imperdibles del MicSur 2016

Semana.com habló con los integrantes de Sig Ragga sobre su nuevo álbum La promesa de Thamar, su trayectoria y lo que se avecina en su carrera artística.

Semana.com: ¿Cuáles son sus influencias?

Sig Ragga (S.R.): Tenemos muchas. Escuchamos de todo, música de todas las épocas. También tenemos influencias de otras disciplinas, pues nuestro grupo no solo es de música, sino también como un colectivo de arte. Los shows también tienen puesta en escena y un trabajo en relación con la iluminación y el vestuario.

Semana.com: ¿Cómo ha cambiado su música desde finales de los 90?

S.R.: Muchísimo. En principio, éramos muy chicos. Teníamos entre 13 y 16 años cuando arrancó el grupo. Las influencias musicales y todo lo que nos interesaba era muy distinto a lo que estamos escuchando ahora. La música fue mutando.

Semana.com: ¿Qué están escuchando últimamente?

S.R.: Podríamos decir que varios temas de Bobby McFerrin, pero cada uno escucha cosas distintas. También algunos discos de cantantes de jazz de los años 40 o 30, algunas baladas, pero todo el tiempo estamos buscando por todos lados más música.

Semana.com: ¿De dónde viene el nombre "Sig Ragga"?

S.R.: Era como un juego de chicos. Cuando apenas arrancamos, buscando nombres con países africanos, empezamos a unir palabras y armamos un signo. Lo de ragga tenía que ver con reggae (al principio éramos más un grupo de reggae y de ska), pero en realidad es un signo. No significa nada particular.

Semana.com: Volvamos a sus últimas producciones, acaban de lanzar La promesa de Thamar ¿tienen alguna canción favorita?

S.R.: En realidad todas son nuestras favoritas porque lo vemos como una sola canción de comienzo a fin. Es como una especie de secuencia que va pasando por distintos lugares. Es como un libro de cuentos también. Ni siquiera estamos buscando la cuestión del corte, por eso no podríamos destacar una sola.

Semana.com: ¿Qué ha sido lo más difícil durante estos años?

S.R.: Avanzar con proyectos a lo largo de los años de forma independiente, lo cual nos hizo ser más creativos. Tener limitaciones técnicas para nosotros se convirtió en una fuente que nos permitió desarrollarnos en otros aspectos.

Semana.com: ¿Cómo se ven a futuro?

S.R.: La idea es seguir trabajando, haciendo y mostrando. Trabajamos con muchas ganas desde hace casi veinte años, así que eso es nuestro motor.

Semana.com: ¿Se auto definen como artistas?

S.R.: Claro. Sobre todo porque trabajamos de forma integral muchas disciplinas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.