Lunes, 23 de enero de 2017

| 2006/09/23 00:00

Golpe de suerte

Se acaba, con esta desigual comedia romántica, un género que podríamos llamar 'las aventuras de Lindsay Lohan'.

Ashley Albright (Lohan) pierde su buena suerte al besar a un desconocido sin fortuna llamado Jake Hardin (Chris Pine)

Titulo original: Just my Luck.
Año de estreno: 2006.
Dirección: Donald Petrie.
Actores: Lindsay Lohan, Chris Pine, Samaire Armstrong, Bree Turner, Faizon Love, Missi Pyle, Chris Carmack, Mackenzie Vega.

Todo parece indicar que Lindsay Lohan, la última estrella infantil fabricada por los estudios Disney, está a punto de convertirse en una actriz 'seria'. Ya es una mujer adulta. Ya ha dejado el nido. Y ya va siendo hora de que, en vez de encarnar por enésima ocasión a esa adolescente pecosa que ha venido al mundo a rescatar los valores norteamericanos, en vez de participar en otra de esas fábulas inofensivas que no soportan el análisis, elija papeles que la obliguen a desdoblarse, a hacer parte de la visión de algún cineasta que quiera dejar constancia de la manera como ve el mundo. Lo más probable es que su personaje en Golpe de suerte, una tal Ashley Albright que pierde su infinita buena suerte después de besar a un desconocido al que todo solía salirle peor de lo esperado, sea el último personaje 'tipo Lindsay Lohan' que se vea obligada a encarnar. Ya veremos.

Golpe de suerte tiene un público, el mismo que disfrutó las entretenidas Chicas pesadas, Confesiones de una típica adolescente y Loco viernes (las tres, protagonizadas por Lohan), pero eso no significa que vaya a salirse con la suya. La verdad es que, a pesar de su premisa ingeniosa, no es más que una comedia romántica que repite al infinito un mismo chiste, no es más que un pasatiempo de fin de semana que se dirige, hasta menospreciarlo, hasta estereotiparlo, a un auditorio que cree conocer de memoria: esas espectadoras de no más de 15 años que en teoría, sólo en teoría, se ríen de las caídas, se iluminan con las moralejas y se sonrojan con los besos finales.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.