Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/28/1997 12:00:00 AM

HERCULES

Con la historia del héroe mitológico griego Walt Disney repite los superéxitos de 'La sirenita' y 'El rey león'.

Entre 1989 y 1994 la Walt Disney le demostró al mundo que tenía el poder creativo suficiente para cautivar al mundo con superproducciones en dibujos animados, tan atractivas como décadas atrás lo habían sido Blancanieves y Bambi. Sus películas La sirenita, La bella y la bestia, Aladino y El rey león colmaron la imaginación de millones de niños y se convirtieron en un fenómeno de mercadeo sin precedentes en la industria cinematográfica. La racha, sin embargo, había sido de alguna manera atenuada por Pocahontas y El jorobado de Notre Dame. La primera era una historia demasiado sonsa e impersonal, y la segunda demasiado elaborada en su historia como para lograr la atención infantil.
El desquite ha sido Hércules, una impecable producción realizada al mejor estilo de los dibujantes y técnicos de la Disney alrededor de la vida y milagros de uno de los más populares héroes mitológicos de la Grecia antigua. La fórmula ha sido similar a la de los éxitos anteriores: la unión entre un buen libreto y una técnica animada revolucionaria. Dejando de lado la complejidad del mito, Disney ha creado una historia sencilla en torno de la fortaleza de Hércules y su afán de convertirse en héroe para volver al reino de los dioses. En el fondo de esta narración simple y simpática va construyéndose la parábola central de la película, aquella según la cual la heroicidad de un héroe no se mide por la fortaleza de sus músculos sino por la fortaleza de su corazón.
La fuerza de la cinta no reside en la historia en sí misma como en la forma de contarla y la naturaleza de sus protagonistas. Disney les da vida a sus personajes a partir de los dibujos de los jarrones griegos. Pero además su diseño _creado por Gerald Scarfe, el genio animador de Pink Floyd The Wall_ es mucho más complejo que el de películas anteriores. Todo esto, unido a una técnica digital que ha permitido reproducir a la perfección toda una serie de monstruos mitológicos, hace de Hércules una fiesta del dibujo y la imagen. Hércules, Zeus, Hera; los malévolos pero simpáticos Pena y Pánico; la hermosa Megara, Pegaso y el pequeño sátiro Filóctetes tienen cada uno su propio lugar en la historia. Sin embargo, curiosamente y quizás por primera vez en la historia de la Disney, el malo de la película es quien se lleva los aplausos. Se trata de Hades, el tenebroso hermano de Zeus, que intentará por todos los medios aniquilar a Hércules para dominar el mundo. Sin su personalidad, su gracia y su figura la película perdería toda su energía. Pero lo mejor es que es un filme hecho literalmente para grandes y chicos. Para los niños, Hércules es sin duda una hermosa y divertida cinta. Pero para los adultos más, pues las alusiones a la mitología griega son tan variadas y finas que bien pueden hacer pasar un excelente rato.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.