Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/13/1984 12:00:00 AM

LA FIEBRE DEL REGGAE

Freddie Mc Gregor, nuevo entre los músicos de reggae, estuvo en Colombia promocionando su último disco.

El transistor generó toda una revolución cultural hacia los años 50 en Jamaica, no hubo nadie en esa isla que no tuviera consigo en todas partes y en cada momento un pequeño receptor de estos. Todo el mundo escuchaba las emisoras de rhythm and blues de Miami y Nueva Orleans que transmitían a Fast domino, Otis Redding, a James Brown o a Sam Cooke, porque difícilmente la conservadora radio local podía complacer a esta gente con su desactualizado repertorio de canciones orquestadas y música antillana como el mento (adaptación de viejas canciones folclóricas inglesas y aires marinos) o el calypso. Por eso nacieron también los sound systems, unas camionetas con gigantescos parlantes, tocadiscos, y un disk jockey que presentaba los últimos discos de rhythm and blues recien importados de los Estados Unidos. Y estacionados en una plaza, reunían a centenares de personas a bailar un sábado en la noche, muchas veces con la competencia de dos o tres "sistemas de sonido" también parqueados uno al frente del otro.
Los músicos de la isla iban mientras tanto analizando estos ritmos, traduciéndolos, asimilándolos, y transformándolos en un nuevo sonido. Así se constituyeron muy rápidamente el rock steady, el ska y el más importante, el reggae, que comienza a concretarse musicalmente a mediados de los 60. Era la época de la industrialización de la isla y más de veinte mil campesinos bajaban cada año a las grandes ciudades como Kingston o Shantytown, en busca del paraíso que parecían ofrecer los grandes hoteles de lujo y el pequeño pero floreciente comercio de los puertos. Allí, hacinados en grandes cimarrones en donde se concentra hoy todavía la gran miseria de la isla, es donde hace 20 años nació el reggae con grupos como Bob Marley and the Wailers, The Maytals, y los cantantes Desmond Dekker, Owen Gray y Jimmy Cliff. Y también es de allí de donde salieron los emigrantes que irían a trabajar a Inglaterra, llevando las primeras semillas para difundir esta música por el mundo. Sin embargo pasaron varios años sin que el reggae tuviera el reconocimiento necesario para poder desarrollar la infraestructura de grupos, casas disqueras y excelentes estudios de grabación con que cuenta hoy en día Jamaica. Tal vez sólo sea hasta 1972 cuando ocurren dos hechos importantes para el despegue del reggae, y el mundo se da finalmente cuenta de la vitalidad y la belleza de esta música. Uno, la película The Harder They Come que cuenta con la historia de un jóven cantante marginado por la sociedad y dos, el éxito obtenido por Bob Marley en su gira por Europa. Ahora que el reggae ha encontrado una salida comercial en ese continente, en los Estados Unidos, en Africa y poco a poco en América Latina, son miles los grupos que existen en Jamaica, esperando impacientes el día en que saldrán de la isla para llevarle su medicina a todos los enfermos de miseria y de amor que viven sobre la Tierra.
Freddie Mc Gregor ya lo ha hecho. Y es el primero que lo hace con los colombianos. Estuvo en el primer Festival de Música del Caribe celebrado en Cartagena, volvió a Bogotá en abril y estuvo nuevamente en diciembre presentándose en varias ciudades del país con su grupo Studio One Band. Freddie Mc Gregor es relativamente nuevo entre los músicos de reggae. No lleva muchos años tocando, pero sí el tiempo suficiente para haber logrado un sonido maduro y una cancha envidiable en sus conciertos. Así lo demostró cuando estuvo promocionando su último trabajo discográfico recientemente prensado en Colombia, que trae canciones como Go Away Pretty Woman, Rhythm so Nice y una buena versión de Natty Dread, original de Bob Marley. El disco se llama Come On Oyer, y si de casualidad todavía tienen bonos que les hayan sobrado en navidad, no piensen dos veces en cambiarlos. Para los que ya lo tengan y estén interesados en más discografía, aquí está la de reggae aparecida en el mercado nacional: Bob Marley: Exodus, Uprising y Confrontation; Peter Tosh: Mystic Man y Wanted Dread or Alive; Eddy Grant: Killer on the Rampage; Black Slate: "Amigo"; Third World: Rock the world; Freddie Mc Gregor: Come On Over, y Sunsplash 81, un disco doble en concierto con varios artistas (Steel Pulse, Dennis Brown y Black Ihuru).
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.