Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/28/1987 12:00:00 AM

"MADE IN LANUS"

Una obra que se adentra en la psicología del exilio.


"Made in Lanús" no es más que un juego de imágenes: la tradicional contramarca de los enseres importados, unida al nombre de un popular barrio de Buenos Aires. Un barrio de obreros y mecánicos donde se sintió con toda su intensidad la fuerte represión militar de los años 70 en Argentina.

Pero contrario a lo que a primera vista parece proponer la obra que presenta actualmente el Teatro Nacional, "Made in Lanús" se despoja de tintes políticos para adentrarse en la psicología del exilio. Podría decirse, entonces, que el juego de imágenes se ha cambiado por un montaje que se mueve dentro de los términos patria y exilio.

"La obra trata un tema universal, como es el desarraigo, asegura Marta Bianchi una de las protagonistas. Es un tema que nosotros conocemos muy bien, porque lo vivimos en carne propia. Mi esposo--Oswaldo en el elenco--y yo sufrimos la represión militar; nos dieron 72 horas para salir del país... Pero eso es pasado. El tema es, ahora, simplemente, uno más de los que representamos profesionalmente dentro de la amplia gama de la dramaturgia. Lo que más interesa en la obra es saber que ningún argentino está en la actualidad como hace 10 ó 15 años, porque ese episodio nos marcó profundamente".

Y bajo la premisa de "pinta tu pueblo y pintarás el mundo", la obra de Nelly Fernández Tiscornia, con la dirección de Jorge Palaz, se ha mostrado ante 207 mil espectadores de Argentina, Uruguay y España que, quizás más que reconocer a través de la interpretación una faceta del país austral, se han llevado la convicción de que las raíces patrias llegan a pesar mucho.

O de lo contrario, ¿por qué la vieja Yoli habría de resistir todo el peso de la represión, pegada a su delantal de ama de casa y a los pedales de su máquina de coser, como cualquier buscalavida, en lugar de marcharse con sus amigos a esa tierra de promisión donde gran parte de los exiliados habían logrado ubicarse en un renglón considerable del estatus social norteamericano? Sencillamente porque en su corazón continuaban apresadas las frases de patria y los golpes de azadón de su padre y también ella albergaba la esperanza de que alguno de su estirpe llegara a triunfar en casa.

Pero no es Yoli la argentina típica. Como lo afirma Marta Bianchi, los cuatro actores muestran una faceta diferente del "Che", pero los cuatro describen la psicología de un sólo argentino en su conjunto. El que llora su tierra al otro extremo del planeta, el que se niega a abandonar sus raíces, el que ha guardado todo el rencor de sus paisanos y no quiere volver jamás, y también el que quiere probar suerte en tierra extranjera.

Y eso es "Made in Lanus". Una obra eminentemente psicológica. Una representación donde el mate y la higuera se convierten en el ancla de los que no quieren marcharse, y en la tortura de los que ya lo han hecho. Una obra con una tremenda carga emotiva que pasa sin dificultad de la risa al llanto, caracterizada con toda su maestría por cuatro actores independientes--Betiana Blum, Hugo Arana, Marta Bianchi y Luis Brandoni--, y en la que el secreto de su encanto se oculta en la naturalidad de la actuación y en la sencillez del libreto. Un guión que simplemente se preocupa por destacar la idiosincracia argentina, plagada de humor y de ira, de nacionalismo y de nostalgia, en un contexto que se propone llevar a la audiencia un mensaje profundamente democrático.--
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.