Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1999/05/31 00:00

MENTIRAS VERDADERAS

Al llegar a Colombia 'Imposturas intelectuales', libro que acusa a los filósofos franceses <BR>posmodernos de vacíos e incoherentes se extiende al país una polémica internacional.

MENTIRAS VERDADERAS

Transgrediendo las fronteras: hacia una hermenéutica transformativa de la gravitación cuántica",
puede sonar como un interesante o, a la vez, aburrido artículo sobre un tema complejo. Sin embargo el físico
norteamericano Alan Sokal, autor del ensayo, no se propuso otra cosa más que escribir una parodia repleta
de incoherencias y absurdos, basado en el lenguaje característico de los intelectuales franceses
posmodernos para demostrar, según él, que detrás de esta 'jerga' sólo hay una farsa. El escándalo que
desató Sokal fue gigante, y más cuando dio a conocer que la revista estadounidense Social Text había
publicado su artículo en una edición especial sin que los editores hubieran advertido la broma. Ello agravó la
polémica pues el artículo recibió elogios por parte de quienes creyeron estar frente a una revelación,
despistados por la terminología. No contento con el debate que abrió y que ha acaparado páginas enteras
de los diarios franceses Le Monde y Libération, Sokal decidió unirse con su amigo Jean Bricmont para
escribir el libro Imposturas intelectuales en el que, basados en citas de autores posmodernos, intentan
desmitificar los planteamientos que se han tornado intocables por el complejo lenguaje al que han recurrido
para, según Sokal, deslumbrar a las nuevas generaciones. El autor acusa a la semióloga Julia Kristeva de
utilizar ecuaciones matemáticas que no existen, a Jacques Lacan de comparar el pene con la raíz cuadrada
de -1, y a Derrida por insistir en que la constante einsteniana no es una constante. Sokal no duda en
llamar a todo ello "terrorismo intelectual". ¿Imposturas colombianas? El prólogo de Imposturas intelectuales
se dio a conocer en Colombia en diciembre pasado a través de la revista ElMalpensante para, de paso, dar
ejemplos de académicos colombianos que se han caracterizado por el uso del lenguaje que ataca Sokal. La
revista tilda como "crímenes de lesa redacción" a las palabras empleadas por el semiólogo Armando Silva
como 'alternidad', 'caracterizaciones proyectuales', 'vehiculización' y 'modelización simbólica', entre otras,
mientras que los textos del semiólogo Rodrigo Argüello y la sicóloga Florence Thomas son acusados por
un lenguaje "pomposo, pesado y vacío". La llegada del libro a Colombia a finales de mayo con Editorial
Paidós ha servido para que el debate llegue a su punto más alto. Para muchos la polémica puede ser ajena,
pero para estudiantes y profesores el uso de dichos términos es el pan de cada día. Por ello es común
encontrar en las universidades conceptos como los del teórico Mario Mendoza, quien se refiere a los
cartoneros como "neonómadas vectoriales". Este es uno de los puntos en los que Sokal basa su critica:
en la academia se manipulan frases desprovistas de sentido y carentes de significado. Sin embargo, para
Silva, las acusaciones de quienes no creen en dichos términos se debe a una ignorancia total . A esta
opinión se suma la del semiólogo Rodrigo Argüello: "Creo que cada disciplina tiene su terminología, como la
medicina, la física o la filosofía". Para estos dos profesores los conceptos están plenamente sustentados, a
pesar de que ningún diccionario o enciclopedia pueda explicarlos. Polemica abierta Para muchos Imposturas
intelectuales está hecho con fines comerciales. Para otros es el libro en el que miles de estudiantes se
ven identificados por ser quienes más cerca están de este fenómeno. Para teóricos como Gabriel Alba la
razón se debe a que "el lenguaje científico no está hecho para comunicar (como el de la prensa), sino
para argumentar", mientras que para escritores como Héctor Abad "la nueva academia post tiene tal
inclinación por la jerga confusa que es casi imposible tomarla en serio." ¿Se trata realmente de
imposturas intelectuales? Las opiniones están divididas, pero lo cierto es que quienes así lo creen estaban
esperando que alguien por fin lo denunciara. Y Sokal lo hizo.
La discordia
Para lingüístas, semiólogos y teóricos de la comunicación estos términos están plenamente sustentados.
Para los demás es el mayor abuso del lenguaje para fingir erudición.
_ Opacidad
_ Oracidad
_ Pancomunicacionismo
_ Circunstancialización
_ Imbricación
_ Desecación
_ Fractalidad
_ Narratología
_ Informatización
_ Reificación
_ Compartimentación
_ Alternidad
_ Vehiculización
_ Intersticios subjetivos
_ Nomádicos
_ Señalética
_ Neonómadas vectoriales
_ Decomposición subjetiva
_ Enunciatarios
_ Sujetos viajantes
_ Significatividad
_ Cosificación
_ Extrañación

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.