Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/18/2000 12:00:00 AM

Novedades

Anthony Haden-Guest

Al natural

Península, 2000

351 Páginas

$ 61.500



ara Anthony Haden-Guest, colaborador del The New Yorker, The Times y Vanity Fair, la descarada mercantilización del arte tiene una fecha precisa: casa de subasta Park-Benet de Nueva York, 18 de octubre de 1973.

El divorcio del matrimonio Scull, coleccionistas de obras vanguardistas, hizo que por primera vez se vendiera una colección contemporánea: 50 obras en 2.242.000 dólares. La ley de la especulación había hecho su entrada en el mundo de aquel arte. “Una revolución que nada tenía que ver con avances tales como la perspectiva de Da Vinci, el claroscuro de Rembrandt, el trazo grueso de Monet o el ‘dripping’ de Pollock, venía a emborronar la pulcra paleta del panorama”.

Deshielo, de Rauschemberg, que había sido vendida 15 años atrás por éste a los Scull en 900 dólares, en la subasta alcanzó la cifra de 85.000. La fórmula había quedado clara: comprar+esperar+vender = ganar. Se acababa la era de los pintores sometidos a los dictados de los críticos, planteada por Tom Wolfe en La palabra pintada. Ahora los artistas dependerían de la tiranía del mercado.

Al natural es un interesante recorrido crítico por la estética mercantilista de los últimos 40 años. Ese arte que, como dijera Fernando Botero, no es necesario ver: se lo pueden contar a uno por teléfono.

Bertrand Piccard y Brian Jones

La vuelta al mundo en 20 días

Península, 2000

$ 64.500

El 21 de marzo de 1999, a las 6 horas GMT, Bertrand Piccard y Brian Jones aterrizaron con su globo, el Breitling Orbiter 3, sobre el desierto egipcio. En 19 días, 21 horas y 55 minutos habían dado la primera vuelta al mundo sin escalas a bordo de un aeróstato. En este libro, ellos mismos relatan todos los avatares de su hazaña.

Un largo camino que había empezado en 1931 cuando el abuelo de Bertrand, Auguste Piccard, inventó la cápsula presurizada. Y que valió la pena sólo por recordar la variedad de formas y colores del desierto norteafricano que les hizo valorar “el milagro de la vida sobre este planeta”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.