Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1998/11/09 00:00

TIEMPO SUFICIENTE

Con su nuevo álbum, 'Time', Lionel Richie busca reencontrarse con su público y con el éxito que lo consagró como uno de los grandes de los 80.

TIEMPO SUFICIENTE

Lionel Richie fue uno de los artistas de mayor éxito durante los años 80. Lionel Richie (1981), Can't Slow Down (1983) y Dancing On The Ceiling (1986), colocó 12 canciones en el top 10 de las listas norteamericanas. Aún es fácil recordar temas como Hello, All Night Long, Dancing On The Ceiling o Say You, Say Me, en las que se plasmaba la habilidad de Richie para elaborar piezas muy románticas o absolutamente fiesteras.
El vocalista, que ya había ganado su fama como integrante y compositor de los éxitos más importantes del grupo de música soul Commodores, decidió entonces un prolongado retiro, interrumpido sólo por la publicación de un disco de grandes éxitos en 1992. Su regreso formal lo hizo en el 95 con un álbum llamado Louder Than Words, que en realidad pasó inadvertido.
Time es la nueva producción de Lionel Richie. Un trabajo enraizado en un sonido rhythm and blues sencillo y elegante que se destaca por su naturalidad. El cantante le comentó a SEMANA que este es un disco que él rotularía bajo la palabra "sinceridad".
"Es un álbum honesto que trata con las preguntas básicas que la gente se formula. Un día vino mi hija de ocho años y me hizo una serie de preguntas sobre la vida, sobre las cosas del mundo, y le respondí tal cual como lo hicieron en alguna ocasión mis padres conmigo. Entonces me di cuenta que cada generación está sometida una y otra vez a los mismos errores. Esa fue la inspiración principal para este disco. Básicamente, ver qué es lo que estamos haciendo en este mundo con el amor, con el entendimiento...".
Lionel Richie es un excelso baladista y la gracia que se le conoció siempre en este tipo de canciones permanece vigente aquí en I Hear Your Voice, Forever o That's The Way I Feel. Incluso ese encanto melódico le ha dado para que interprete e incluya el clásico Lady, que él escribió para Kenny Rogers en 1980.
Pero en general este regreso de Lionel Richie está marcado por una serie de canciones de ritmo medio, muy envolventes, ricas en cadencia, sonido soul muy fino que logra sus mejores momentos en To The Rhythm, Time y Zoomin, que él considera su versión actualizada de Zoom, un tema que hicieron los Commodores hacia 1978.
Time es uno de esos álbumes que se dejan escuchar con facilidad de comienzo a fin. Pero también es la oportunidad de reencontrarse con un artista que demuestra que, a pesar de los años transcurridos, su talento se ha mantenido intacto.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.