Lunes, 23 de enero de 2017

| 2000/08/14 00:00

Titan A.E.

Con esta animación XX Century Fox compite de igual a igual con Disney.<br>***

Titan A.E.

Direccion: Don Bluth y Gary goldmar
Protagonistas: Cale (matt damon), Akima (Drew barrymore)

En esa desquiciada carrera por dominar el mercado de la animación en el cine —uno de los negocios más rentables en el mundo del entretenimiento— la Century Fox decidió lanzar a las salas una impresionante propuesta estética: Titán.

Dejando a un lado teorías radicales como aquella que dice que la técnica es sencillamente la técnica y que en el cine de hoy lo realmente importante es una buena historia, este largometraje sí es, en esencia, un claro desafío para el género y sus hacedores, léase Disney, Warner o Dream Works, gracias a que la sola propuesta estética vale la pena.

En principio, saliendo del esquema del tierno leoncito o del tierno jorobado cantando “do-do-do-do la-la-la”, Titán es el primer filme de ciencia ficción animado que produce la gran industria de animación gringa, acabando así con el monopolio de la producción japonesa futurista que tiempo atrás había alcanzado el clímax con Akira en 1988.

Una grata película que logra mezclar técnicas de la segunda dimensión (tipo La bella durmiente) con la tercera dimensión computarizada (como todo lo reciente japonés) y que, además, alcanza un altísimo nivel en la creación de paisajes espaciales exóticos, así como en una acción realista vertiginosa que, como de antología, logra su momento estelar con la escena del viaje a través de los anillos de hielo.

Sin embargo Titán, dirigida por Don Bluth —dibujante que había debutado en la Disney en 1955— no es precisamente un punto de ruptura para el género.

No. Simplemente dio el paso hacia lo futurista conservando, desafortunadamente, todas las taras moralistas de la animación estadounidense, en la cual esos grandes principios americanistas terminan salvando al mundo, o a la selva, o a Notre Dame, o a los indios latinoamericanos.

Otro digno negocio apto para todos los públicos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.