Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/28/2007 12:00:00 AM

Un mentiroso va al cine

Ya está lista la adaptación cinematográfica de 'Esto huele mal', la segunda novela de Fernando Quiroz. Jorge Alí Triana es su director.

LA historia llegó, de pronto, el jueves 6 de febrero de 2003. El escritor bogotano Fernando Quiroz, en ese entonces parte del grupo de periodistas de la revista Cambio, se puso en la tarea de buscar las declaraciones de alguien que hubiera sobrevivido al terrible atentado al club El Nogal. Y entonces se enteró de que un amigo de siempre había estado adentro justo en el momento en el que había estallado la bomba.

El lunes siguiente el supuesto sobreviviente le confesó a Quiroz el engaño. "Perdóneme por haberlo hecho mentir. Cuando me llamó no podía decirle la verdad porque estaba rodeado de mi familia, le dijo. Pero debo confesarle que no estaba dentro del club, sino pasando un rato con mi amante".

Quiroz fue claro: "Lo perdonaba, por supuesto, pero con la condición de que me dejara convertir su historia en una novela".El infiel le confesó al novelista una historia delirante en la que las mentiras crecían como una bola de nieve. El libro, titulado Esto huele mal y editado por Seix Barral, apareció en las librerías a comienzos de 2006. Jorge Alí Triana, amigo personal de Quiroz, puso a andar la maquinaria de la adaptación cinematográfica que se estrenará el próximo viernes en varias ciudades del país.

Quiroz y Triana habían hablado siempre de trabajar en algo juntos. Y la historia satírica de Esto huele mal, llena de pequeñas farsas, de giros inesperados, de críticas a la sociedad colombiana, parecía la oportunidad perfecta para hacerlo.

En el mismo 2006, Triana, Quiroz y la periodista Juliana González escribieron, reescribieron y volvieron a escribir el guión, bajo la mirada implacable de la productora Clara María Ochoa. Jörg Hiller, guionista de la taquillera Soñar no cuesta nada, llegó al equipo para ajustar ciertas cuestiones de la trama. El proyecto obtuvo el respaldo del Fondo de Promoción Cinematográfica. El casting, la elección de las locaciones y la filmación estaban resueltos en marzo de 2007. La película estuvo lista en menos de un año. Todo un récord no sólo en Colombia, en donde un largometraje puede tardar años en llegar a cartelera, sino en el mundo entero. "Clara María es una productora estupenda, dice Triana. Es la única explicación que encuentro".

Para Triana, responsable en cine por obras como Tiempo de morir, Edipo alcalde y Bolívar soy yo, el proceso era territorio conocido. Para Quiroz, en cambio, todo era sorprendente. "El día de marzo en que filmaron la tragedia, en la carrera séptima a la altura del Parque Nacional, la gente se acercaba al lugar como si en verdad acabara de suceder otro atentado: el montaje era tan impresionante, tan realista, que producía escalofríos estar ahí parado".

La sorpresa se dio, también, en la elección de los actores. El trío conformado por el peruano Diego Bertie, la modelo Valerie Domínguez y la actriz Cristina Campuzano (en los papeles del hombre, su amante y su esposa) sonaba improbable en la teoría. En la práctica, dice Quiroz, funcionaba a la perfección. "Desde el comienzo tuvimos claro que la novela era mía, y la película, de Jorge Alí, dice el escritor. Así que, después de acompañar una primera versión del guión, para mí el oficio consistió en ver cómo él se apropiaba del relato".

Esto huele mal fue presentada a la prensa el pasado miércoles 25 de julio. Se notaron, entonces, las intenciones de Triana. Ricardo, el personaje de la novela, no es ya un mentiroso como tantos: es un héroe tragicómico atrapado en una mentira que alcanza proporciones nacionales. Y la película es una comedia ligera, cargada de humor negro, que funciona como crítica a la farsa en las que nos hemos acostumbrado a vivir.

Los periodistas especializados aplaudieron al terminar la función,. "Es una comedia entretenida, dijo Julio Nieto Bernal, me pareció respetuosa con la tragedia". Hubo otros, sin embargo, que quedaron con un mal sabor: Jimmy Arias, de El Tiempo, sintió que "no pasa de ser un chiste, un cascarón con nada por dentro, un juego lleno de personajes leves".

Lo más probable es, no obstante, que Esto huele mal no divida a la gente. Es un producto técnicamente correcto, discutible desde el punto de vista dramático, pero capaz de hablarle a un público que ha comenzado a asistir masivamente a los teatros en busca de un espejo para sus realidades.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.