Viernes, 20 de enero de 2017

| 1996/06/10 00:00

UN VIAJE AL CORAZON DE QUEVEDO

LA POESIA DE QUEVEDO PRESENTADA POR DANIEL SAMPER EN UN DOCUMENTO ENSAYO

UN VIAJE AL CORAZON DE QUEVEDO

Poemas de amor, de pasión y de muerte Francisco de Quevedo y Villegas Selección y prólogo de Daniel Samper Pizano El Ancora Bogotá, 1996 $ 9.750 con el título de estas notas, 'Viaje al corazón de Quevedo', publicó Pablo Neruda un hermosísimo texto sobre el hombre y el poeta. Igual título podría dársele al ensayo que ha escrito Daniel Samper Pizano sobre ese madrileño genial, para prologar una selección de sus poemas. Hay que comenzar por decir que Samper es un quevediano frenético desde hace años, lo cual implica no sólo saberse muchos de sus versos de memoria, sino hacer peregrinaciones frecuentes a esa tumba en Villanueva de los Infantes que ni siquiera se sabe si es la de él, y también a sus dominios de la Torre de Juan Abad, humilde mansión en un humilde pueblo manchego por la que pleiteó encarnizadamente y en la cual hasta estuvo preso. Tiene Samper ediciones incunables e, incluso, retratos del poeta que ha encargado a pintores amigos. Tal fiebre corresponde, como es obvio, a un conocimiento extenso e intenso de toda la obra de Quevedo, especialmente de la poesía. Y ello _conocimiento y devoción_ se advierte en el ensayo que ahora ha publicado. En 50 páginas Samper hace un alarde de pedagogía pues tratándose, como se trata, de una introducción al personaje y su obra y no de una crítica erudita y especializada, conjuga los diferentes aspectos y temas para proporcionar un retrato redondo y muy contemporáneo de uno y otra. Así, explica la esencia del espíritu quevediano, y en general del Siglo de Oro, a través de las circunstancias históricas, sociales y políticas de ese imperio en decadencia que era la España del siglo XVII. Lo hace también describiendo los hechos de su infancia, de su azarosa y turbulenta vida pública y de su misteriosa vida sentimental; trazando un retrato de su complejísima personalidad y, finalmente, adentrándose en las características de la literatura de la época, de la obra misma de Quevedo y de las resonancias de ésta _a veces nulas, a veces avasalladoras_ a lo largo de los siglos. Sobre la antología, baste anotar que reúne alrededor de 100 poemas, de los conocidos como morales, metafísicos y amorosos. Nos queda debiendo Samper la antología de los poemas satíricos y burlescos, cuyos comentarios _imagino_ serán como para alquilar balcón.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.