Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Imágenes

Filtrar:

| 2006-07-13

Erradicación manual en Córdoba

  • Semana
    A las estribaciones de Tierralta llegaron 240 erradicadores el pasado 28 de junio. Son campesinos y desmovilizados que el área de Acción Social de la Presidencia de la República contrató para arrancar unas 6 mil hectáreas sembradas de coca en el sur del departamento de Córdoba. En dos semanas completarán un mes de trabajo, descansarán 15 días, y volverán a arrancar en agosto. Hasta el momento han erradicado 879 hectáreas de coca.
  • Semana
    Todos están uniformados con camisetas y gorras azules con el fin de pasar desapercibidos para la guerrilla. Trabajan ocho horas al día y en sus ratos libres oyen música, cuentan historias y hasta le rezan a la Virgen de las Mercedes, patrona de los reclusos y de ellos, los desmovilizados que un día se armaron y fueron al monte para hacer la guerra.
  • Semana
    Ganan 358 mil pesos al mes. El Gobierno les provee de tres comidas diarias, uniformes y de sus herramientas para arrancar la coca. Vigilando su trabajo hay varios escuadrones de la Policía y del Ejército, quienes han tenido que estar pendientes de las minas antipersona que pueden estar sembradas en los lugares a erradicar.
  • Semana
    A las 5 de la mañana todos están de pie. Se bañan con una manguera en una ducha improvisada a la intemperie, en medio de matas plátano y bolsas plásticas negras que se entierran en un piso de greda resbalosa por la lluvia. Además todos deben tener cuidado con los alacranes y serpientes que se esconden en la noche en las botas de caucho, detrás de las carpas y en los palos donde se cuelgan las hamacas.
  • Semana
    La Policía nunca se despega de los erradicadores. Armados con fusil, equipos de comunicación y binoculares vigilan las montañas que rodean las siembras de coca que los erradicadores pretenden acabar.
  • Semana
    Estas son algunas de las cocinas donde se procesaba la hoja de coca en los alrededores de Tierralta, en el departamento de Córdoba. Ahora las casas arden por el fuego que los erradicadores le prendieron.
  • Semana
    Salvatore Mancuso, ex jefe de las autodefensas, lidera a los muchachos que están erradicando en Córdoba. Dos veces por semana va hasta la zona, se queda con ellos en los cambuches y se devuelve hasta Montería, su sitio de residencia. “Si no hay un programa de interdicción que secunde el de erradicación manual, vendrán nuevos sembradores de coca a la zona”, dijo Mancuso a Semana.com
  • Semana
    El número de hectáreas que se va a erradicar es incierto: el Simci (Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos Ilícitos de la ONU) dice que son 2.707 en todo el departamento. La Policía Antinarcóticos calcula que son 4.598. Y los ex paras, conocedores de la región, hablan de unas 8 mil hectáreas. La zona café son las tierras por donde desmovilizados y campesinos ya pasaron con su pica.
  • Semana
    Alrededor del campamento de los erradicadores no se cortan las matas de coca. Estas sirven para camuflarse del enemigo. Sólo lo hacen hasta el último día que se quedan en el lugar.
  • Semana
    En Puerto Frasquillo, un punto cercano a la zona de erradicación en Tierralta, se trafica con madera. De una reserva forestal, personas llegan con tractomulas, cortan árboles y sacan cedro, roble, caoba y ceiba que luego venden en el mercado negro. Negocio redondo.
Cargando Comentarios...

Ver más imágenes