Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/23/2014 12:00:00 AM

La naranja efectiva de Van Gaal: Holanda 2, Chile 0

Nadie quería jugar octavos contra Brasil. En un partido cerrado, la Holanda de Louis Van Gaal tuvo más intelgiencia táctica y conquistó el grupo B.

En el Mundial 2014 el coco tal vez no sea el equipo que mejor mueve el balón, el que hace más goles, el que sorprende y aniquila. Pero Brasil, el coco, es local. Y eso fue suficiente para que Holanda y Chile, ya clasificadas a octavos, jugaran con intensidad por el liderato del grupo B. Como le dijo a Semana.com el astro chileno Iván Zamorano minutos antes del partido, "lo que se juega acá es no estar en el mismo andén que Brasil".

El primer tiempo fue trabado, rocoso, equilibrado, con dos equipos que no dejaban un solo espacio libre. Las defensas eran sólidas y cerradas, el mediocampo estaba poblado de piernas y poco o nada se filtraba hacia el arco rival.

La hinchada chilena, que representó buena parte de los 62.000 espectadores de la Arena Corinthians, no paró de alentar a La Roja. Pero sobre la cancha nada se movía.

Las pocas llegadas fueron bombardeos al área con pelotas quietas y tiros de esquina, que no representaban mayor riesgo para los arqueros. El único que logró romper el cerco fue Arjen Robben, el calvo que es puro músculo y velocidad, pero sus cabalgatas no lograron doblegar los chilenos.

El segundo tiempo pareció seguir la misma partitura. Pero con los minutos, los holandeses se volvían más punzantes. Un taponazo de Robben, el más venenoso en el Itaquerao, le quemó las manos a Claudio Bravo. Y unos minutos después, Louis Van Gaal entró en acción.

El entrenador holandés es un zorro, que lo ha conquistado todo en Europa, sacó a Jermain Lens y a Wesley Sneijder y metió a Memphis Depay y a Leroy Fer. Dos cambios, dos goles, más efectivo imposible. Cómo explicó en la rueda de prensa “en los últimos 15 minutos Chile siempre da más espacios, y surge una oportunidad”.

El primero fue un cabezazo de Fer, que clavó la pelota en la red después de volar encima de la defensa austral. Chile tenía que ir a buscar el empate. Insistió, insistió e insistió con un sinnúmero de tiros de esquina. No había de otra, pues les faltó sorpresa, velocidad, paredes para infiltrar el área holandesa. Se notó la ausencia del explosivo Arturo Vidal.


El cabezazo de Fer.

Y lo que tenía que pasar, pasó. Un contragolpe letal, liderado por el gran Robben, que desbordó por la izquierda, cruzó un pase de la muerte y se la sirvió a Depay. Holanda 2, Chile 0, minuto 94. Ya no había nada que hacer.

El árbitro de Gambia Bakary Gassama pitó, Chile probablemente jugará el próximo 28 de junio contra Brasil en Belo Horizonte. La hinchada lo abuchea. La Roja reclamó penaltis a lo largo de los 90 minutos y la pata dura de Holanda, que cometió 26 faltas y trabó constantemente el juego, solo se tradujo con una amarilla.

Los australes también se quejaron que “Holanda no propuso nada”. Como se quejó el arquero Bravo: "nos entregamos de lleno por ganar este encuentro. En frente hubo un equipo que no propuso nada, estuvieron metidos atrás. El partido no lo ganamos por una pelota parada y por una falta a Jorge (Valdivia) que no cobraron y que terminó en el segundo gol".

Algo cierto, pues tocaron el Brazuca 64 por ciento del partido, cobraron siete esquinas y corrieron más. Pero mientras Holanda disparó ocho veces al arco, ellos solo una. Y así no se puede. Pues lo importante, como dijo Van Gaal, es que “mi equipo anote un gol más que el rival”.


Van Gaal, el verdadero ganador del partido.

A Chile le tocó el coco ‘Verde Amarelo’. Pero jugó de igual a igual con uno de los grandes favoritos y los locales tampoco han mostrado mucho. Faltó inteligencia táctica, velocidad y sorpresa para demoler el muro naranja. Trucos con los que definitivamente cuentan. Sobre todo cuando los apoya una hinchada que a pesar de la derrota, cantó “oooole oooole oooole ooole ooola, Chile, Chile” para despedir a sus legionarios.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.