Domingo, 19 de febrero de 2017

| 2016/09/06 00:33

James vs. Neymar, el duelo de los ‘10’ de Colombia y Brasil

El enfrentamiento entre los jóvenes talentos del Real Madrid y el Barcelona es una de las claves en el partido del martes por la octava fecha de las eliminatorias.

Neymar da Silva Santos y James Rodríguez. Foto: AFP

El cartel comienza a ser inevitable. Cuando se juega un Brasil-Colombia, el mano a mano entre Neymar y James, los dos talentos que a pesar de su juventud ya han sido capitanes de sus selecciones, comienza tomar tintes épicos. Son las figuras clave de sus países, los líderes, los más taquilleros y los más anotadores. Y ambos se adueñaron del mítico número ‘10’.

El duelo comenzó a tomar forma en el partido de cuartos de final del Mundial de Brasil 2014. Neymar, ya en ese entonces en el Barcelona, estaba llamado a ser la gran figura del torneo, pero encontró un rival insospechado en James. Fueron dos de las estrellas más destacadas del torneo, pero el Mundial se acabó para ellos el mismo día, en aquella batalla de Fortaleza en la que James se fue entre lagrimas por la eliminación de Colombia tras caer 2-1 ante los anfitriones y Neymar por la lesión que lo despidió de la competencia.

El colombiano, eso sí, marcó de penal esa tarde y terminó como goleador con seis tantos, mientras el brasileño se despidió con cuatro anotaciones. "James Rodríguez es un excelente jugador, un ‘craque‘, a pesar de su edad. Los dos tenemos 22 años", recordaba en su momento Neymar mientras cubría de elogios al colombiano, la gran revelación de Brasil 2014.

A partir de la siguiente temporada coincidieron en la liga española, después de que James fichó por el Real Madrid tras su deslumbrante Mundial. En la rutilante primera temporada del colombiano, que se saldó con 17 goles y 17 asistencias, los diarios deportivos españoles abundaban en artículos que los señalaban como los jugadores con más potencial, los llamados a ser las futuras estrellas de sus equipos y potenciales Balón de Oro cuando se extinga el duopolio de Messi y Cristiano.

Pero la traumática segunda campaña de James en el Real Madrid hace que lleguen al partido de este martes en Manaos, por las eliminatorias suramericanas, en momentos muy distintos. Neymar sigue siendo una de las joyas del tridente ofensivo del Barca y viene de ganar la medalla de oro de los Olímpicos de Rio, mientras el colombiano parece no encontrar acomodo como actor principal en el equipo de Zidane y es protagonista de las especulaciones sobre su salida.

Como dijo a Semana.com el periodista español Santiago Segurola, “James triste y abnegado es la cuarta parte de James feliz”. Pero cuando se viste de amarillo recupera la sonrisa.

La larga novela de James en el Madrid no ha impedido que en la selección, donde sí se siente arropado por el técnico José Pekérman, sea el jugador de referencia, el desequilibrante, como lo demostró por enésima vez con su gol en la victoria 2-0 ante Venezuela.

Además, Colombia llega fortalecida después de tres triunfos al hilo en las eliminatorias que la tienen tercera en la tabla y a un punto del líder Argentina.

Neymar también se reportó con un tanto en la goleada de Brasil 3-0 en su visita a Ecuador, aunque perderá el brazalete de capitán ante Colombia pues Tite se lo dará a Daniel Alves. El estratega ya había dicho que rotaría esa responsabilidad, que Neymar siempre cargó sobre sus hombros con Dunga.

Desde la batalla de los cuartos de final en 2014, los duelos entre Brasil y Colombia se han caracterizado por los roces y las fricciones, lo que no ha permitido que James o Neymar coronen un partido realmente redondo. Es una deuda pendiente que pueden saldar este martes. Para Colombia, es una nueva oportunidad de desquitarse de la eliminación del Mundial. En Fortaleza, ambos se marcharon con lagrimas en los ojos, pero en Manaos uno de los dos terminará celebrando.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.